Menú Buscar
Imagen de un coche de Cabify en una calle de Barcelona / CG

Cabify entra en el negocio de alquiler de coches para esquivar las nuevas restricciones a las VTC

La compañía de movilidad urbana entabla un acuerdo de colaboración con la ‘start up’ de alquiler de coches Bipi

10.09.2018 13:55 h.
3 min

Cabify se pone en marcha para evitar que las mayores restricciones a las licencias VTC (Vehículos de Turismo con Conductor) afecten a su cuenta de resultados. La compañía española ha anunciado esta mañana que ha entablado un acuerdo con la start up de alquiler de coches Bipi para ofrecer a sus clientes de Madrid, Barcelona y Valencia la opción de car renting a través de su aplicación móvil.

Esta alianza llega convenientemente después del revuelo ocurrido en agosto y protagonizado por los taxistas. Este colectivo paralizó sus servicios y colapsaron varias ciudades de España en protesta por el alto número de licencias VTC existentes, cuya ratio respecto a las licencias de taxis (una por cada 30) se encuentra ampliamente superada.

Más de 11.000 licencias VTC en España

El registro oficial de licencias de este tipo en el Ministerio de Fomento refleja que se registraron 469 nuevas autorizaciones durante el pasado agosto. Con ellas, ya hay 11.200 licencias VTC que circulan en el país, frente a los 65.539 coches que suma el sector del taxi. El número de vehículos de empresas como Uber y Cabify quintuplica el máximo que debería haber --2.184 licencias-- para respetar la ratio que marca la Ley de Ordenación de Transporte Terrestre (LOTT).

José Luis Ábalos, a la cabeza del Ministerio de Fomento, indicó recientemente que aún están pendientes de resolución judicial unas 9.000 licencias más, lo que podría llevar a casi equiparar los dos sectores en algunas grandes ciudades. Sin embargo, después de las movilizaciones del sector taxista, el Gobierno anunció que activarían una serie de medidas que volviera a reequilibrar la ratio. Estas medidas se concretarían, previsiblemente, durante septiembre.

Alternativas al coche privado

Las posibles nuevas restricciones a las licencias de coches con conductor impactan directamente en el negocio de Cabify, que busca nuevos métodos para evitar que su recaudación se vea afectada. La alianza con Bipi sería una de estas alternativas, aunque desde la empresa aseguran que esta estrategia busca “ampliar nuestra oferta de servicios de movilidad alternativos al uso del vehículo privado”, tal como ha declarado en un comunicado el manager regional de la compañía, Mariano Silveyra. El servicio de Bipi se resume en la posibilidad de alquilar un vehículo por días o meses, dependiendo de la necesidad del propio usuario que no tenga --o no quiera tener-- un coche propio.

Los datos que ofrece la empresa apuntan a que más de 3.000.000 usuarios en España utilizan los servicios de Cabify. Por su parte, Bipi cuenta con más de 60.000 usuarios registrados y da soluciones de movilidad unas 300 empresas en las tres ciudades en las que está presente.