Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un grupo de trabajadoras industriales, el sector en el que más han crecido los accidentes mortales en el trabajo / EFE

Los accidentes mortales en el trabajo crecen un 21,54% en 2020

El dato positivo es que el número global de incidentes laborales ha caído un 29,90% al igual que las enfermedades profesionales, que han descendido un 40,26%

4 min

Los accidentes mortales producidos en el trabajo experimentaron un crecimiento de 21,54% durante el año 2020. En total se produjeron 79 muertes durante la jornada laboral, 14 más que en 2019, según los datos del Observatori del Treball i Model Productiu, filtradas por CCOO. 39 de los incidentes han sido traumáticos (+50%), debido a acción mecánica externa y 30 han sido fruto de un infarto, un derrame cerebral o otras patologías (+15,38%). Ante estos datos, CCOO determina que un 38% están vinculados con “elementos de la organización del trabajo como las cargas de trabajo”.

El empeoramiento de este indicador afecta a todos los sectores menos al de la construcción. En este sentido, en la industria el auge fue del 155% (23 muertes) y un 5,56% en servicios (38 muertos). El dato más drástico, aunque menor en números absolutos es el del sector agrícola, dado que dobló el número de muertos, al pasar de uno a dos, con un incremento del 100%. Las diferencias interprovinciales también son abultadas, los datos de mortalidad laboral de Girona se mantienen; en Tarragona crecen un 83,33%; en Lleida un 42,86% y en Barcelona el auge es más moderado, con un 13,95%.

Menos accidentes y enfermedades

A pesar del aumento de accidentes mortales, el número de global de sucesos laborales cayó de forma substancial, hasta los 174.750 (-29,90%), una situación que se enmarca en un 2020 en el que un porcentaje de la población ha realizado teletrabajo, o permanece en ERTE a la espera de que la situación económica mejore, y pueda reincorporarse a empelo. 160.864 fueron estrictamente durante la jornada laboral (-27,38%) y 13.886 en el trayecto entre el domicilio del empleado y el lugar de trabajo (-33,51%).

En el ámbito de las enfermedades profesionales, también hubo un descenso, en este caso del 40,26%, al pasar de 3.363 a 2.009, según datos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. 1.043 patologías tuvieron como resultado la baja del trabajador, mientras que el resto, 966, no lo requirieron, lo que significa un descenso del 42,9% y del 37,27%, respectivamente.

“Déficit estructural en prevención”

Desde CCOO consideran que las empresas optan por externalizar sus servicios de prevención, con un interés de “cumplir mínimamente con los formalismos legales”, una situación que “no genera una prevención eficaz”. Ante esta situación, el sindicato solicita medidas que permitan “desmontar los abusos de las cadenas de subcontratación”.

Según apuntan, éstas contribuyen a “degradar las condiciones de trabajo” al mismo tiempo que “diluyen la responsabilidad empresarial en las medidas de prevención y protección de la salud. En la misma línea, hace especial mención a la situación de los riders​ y a su “extrema precariedad. Por esta razón, CCOO determina que la digitalización tiene que “contribuir al progreso de la mayoría” y no condenar a la pobreza a los “nuevos falsos autónomos, hasta el punto de jugarse la vida”.