Menú Buscar
Cinta Pascual, presidenta de la Associació Catalana de Recursos Asistencials, presenta las cifras de la dependencia (ACRA) / CG

Uno de cada tres catalanes en situación de dependencia, en lista de espera para recibir su ayuda

Más de 75.000 personas tienen un grado asignado pero no reciben ningún servicio ni prestación

09.04.2019 12:11 h.
3 min

Uno de cada tres catalanes en situación de dependencia se encuentra en lista de espera para acceder a las ayudas que le corresponden. Más de 75.000 personas se encuentran en lo que se conoce como “limbo” ya que, pese a tener un grado reconocido por ley, no reciben ningún servicio ni prestación.

Según el informe que ha presentado este martes la Associació Catalana de Recursos Asistencials (ACRA,) esta cifra es la más alta de toda España. Una situación que su presidenta, Cinta Pascual, tilda de “caos” y pide “medidas políticas contundentes” porque se trata “de una necesidad urgente”.

Cataluña, a la cabeza de la listas de espera

Además, según los datos que maneja Círculo Empresarial de Atención a las Personas (CEAPs), mientras que Castilla y León es la comunidad con el porcentaje más reducido de personas en el llamado limbo de la dependencia --el 1,33%--, Cataluña es la que ostenta el porcentaje más alto, un 32%.

La asociación denuncia que 80 personas que han sido reconocidas como dependientes fallecen a diario en España sin haber recibido ninguna prestación. En el caso de Cataluña --según los datos del Departamento de Trabajo y Asuntos Sociales-- fallecen seis dependientes sin recibir ninguna ayuda.

Situación de urgencia

Ante la dificultad que existe para obtener información, datos obsoletos y la falta de transparencia de las Administraciones, desde ACRA exigen “facilitar los trámites para las personas mayores”. “Estamos preocupados por la situación de urgencia”, ha manifestado Pascual.

Desde la asociación demandan que se cree que una Consejería de Atención a las Personas Mayores con una dotación del 2% del PIB “para afrontar el sobreenvejecimiento de la sociedad y fijar las bases de un cuarto pilar del Estado de bienestar”. “Queda mucho por hacer, y es necesario mejorar la calidad de vida de las personas  mayores”, ha subrayado la presidenta de ACRA, quien constata “lo difícil que es acceder a la dependencia en Cataluña”.

Soluciones

Desde esta entidad instan, tanto al Gobierno central como a las comunidades autónomas,  a aplicar criterios de transparencia para acceder a la información sobre la atención a la dependencia. Además, recuerdan que no existe ninguna justificación para que existan diferencias territoriales, y por eso piden “unificar herramientas y criterios” para la valoración.

Por ello urgen a definir cuál es la población dependiente, y qué servicios e intensidades tendrían que recibir. “Es una cuestión de voluntad política, busquemos como solucionarlo, porque es una necesidad urgente”, ha señalado Pascual.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información