Menú Buscar
Pedro Sánchez, presidente del Gobierno, tras la victoria electoral del PSOE en las elecciones generales del 28A / EFE

Sánchez cita a la oposición y deja fuera a los nacionalistas

El presidente del Gobierno se reunirá con Casado (PP), Rivera (Ciudadanos) e Iglesias (Podemos) la próxima semana, orillando a ERC, JxCAT y Vox de la ronda de contactos

01.05.2019 10:23 h.
4 min

Los nacionalistas, irrelevantes. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se reunirá la próxima semana con los principales líderes de la oposición: Pablo Casado (PP); Albert Rivera (Ciudadanos) y Pablo Iglesias (Unidas Podemos) tras las elecciones generales del 28 de abril, que ganó ampliamente el PSOE. Quedarán fuera de esta ronda de contactos, que tendrá lugar el lunes y el martes, los nacionalistas catalanes de ERC y Junts per Catalunya (JxCAT), además de Vox.

Según ha confirmado hoy miércoles Moncloa, el presidente en funciones y a la sazón ganador de los comicios generales del 28A, ha invitado a los principales partidos de la oposición a reunirse con él el lunes y el martes. Ha agregado el Gobierno que el objetivo de los encuentros es "analizar la situación política tras las elecciones del 28 de abril".

Ni los nacionalistas ni Vox

En esta primera ronda de contactos exploratorios, Sánchez ha citado al líder de la oposición, Pablo Casado, para el lunes 6 de mayo a las 13:00 horas. Le seguirá una reunión con Albert Rivera el martes 7 a las 11 de la mañana, y un encuentro con Pablo Iglesias, candidato a la presidencia del Gobierno de Unidas Podemos, el mismo día a las cinco de la tarde.

La noticia de que Sánchez tanteará a los principales partidos de la oposición tiene tanta carga en las presencias como en las ausencias. El vencedor de los comicios generales del 28 de abril ha evitado enviar una invitación a Vox, el partido de ultraderecha que recogió 24 diputados en la cita electoral del pasado domingo. Asimismo, tampoco pisarán el Palacio de la Moncloa ERC, ganador en Cataluña con 15 diputados, y JxCAT. Con ello se confirma la pérdida de influencia de los partidos independentistas catalanes en el Congreso tras decir no a la propuesta de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2019, una negativa que desencadenó el fin de la pasada legislatura.

Pactos puntuales

Los primeros contactos formales del jefe del Ejecutivo llegarán ocho días después de que su partido, el PSOE, se proclamara vencedor de las elecciones generales con 123 diputados, 38 más que la legislatura anterior. El resultado ha dado oxígeno a los socialistas, que han conseguido descolgar al segundo partido, el PP. Los populares se han quedado con 66 actas tras perder más de la mitad de representantes (-71) en la cámara baja.

Tenga ello que ver o no, los líderes del Gobierno y del PSOE han indicado en los últimos días que Sánchez intentará gobernar en solitario, concitando apoyos para cuestiones concretas, como la investidura como presidente del Gobierno. La ministra portavoz en funciones, Isabel Celaá, confirmó el martes que la "vocación" del Ejecutivo es la "geometría variable" para avanzar en la legislatura a la par que garantizar la estabilidad.