Menú Buscar
Una mujer sostiene un cartel contra la violencia machista en una manifestación / EFE

El PSC denuncia la caída de efectivos en la lucha contra la violencia machista

Los socialistas piden explicaciones al Govern por la precariedad laboral de las trabajadoras del servicio de asistencia a las víctimas del Baix Llobregat, que han convocado huelga

3 min

La diputada del PSC-Units per Avançar Beatriz Silva ha presentado una batería de preguntas en el Parlament tras la convocatoria de huelga de las trabajadoras del servicio de intervención especializada en violencia machista del Baix Llobregat. La precariedad y la pérdida de la calidad de la atención a las víctimas está detrás de esta medida de presión, que tuvo lugar el pasado lunes (de once de la mañana a una de la tarde) y que volverá a repetirse los días 19 y 26 de febrero.

Pese al bloqueo existente en la Cámara catalana, los socialistas quieren que conste su petición de información al Govern sobre las negociaciones que se están llevando a cabo con las trabajadoras del citado servicio –que depende de la Dirección General de Familias de la Generalitat-- para evitar los paros, así como las medidas que está llevando a cabo la Generalitat para garantizar una ayuda y un apoyo pluridisciplinar a las víctimas de violencia machista que se dirigen a los servicios de intervención especializada en violencia machista.

Recortes de la plantilla

Desde 2014, denuncian las huelguistas, la plantilla del servicio se ha visto recortada, afectando a profesionales tan determinantes como psicólogas, trabajadoras sociales e inserción laboral. Asimismo, denuncian que la Asociación Bienestar y Desarrollo, responsable de la gestión del servicio, ha dejado de cubrir las bajas médicas de corta o media duración, lo que obliga al resto de empleadas a realizar un sobreesfuerzo. La diputada Silva pregunta al Govern sobre la gestión de las bajas, así como los recursos materiales y humanos destinados a esa atención a las víctimas de violencia machista.

La parlamentaria quiere saber, en definitiva, qué recursos económicos, materiales y profesionales destina actualmente el Govern a la lucha contra el maltrato. Y es que las convocantes de la huelga avisan de que el caso de las dependencias situadas en Sant Feliu de Llobregat no es excepcional y que esas condiciones precarias se dan en las ocho demarcaciones territoriales donde está presente el servicio. Por ello, han impulsado el Sindicato Teresa Claramunt, en honor a la histórica militante anarquista.