Menú Buscar
Luz Guilarte (d), portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Barcelona / CS

Cs y PP alertan de un "tripartito" entre Colau, PSC e 'indepes' en Barcelona

Ciudadanos advierte del riesgo de "endeudamiento" con los presupuestos para 2020 y los populares recuerdan el "hachazo" fiscal a los vecinos

5 min

La oposición denuncia un gobierno "tripartito de facto" en el Ayuntamiento de Barcelona que conformarían BComú, PSC y ERC. Es la lectura de Ciudadanos y el PP tras la presentación del principio de acuerdo para los presupuestos municipales de 2020 entre comunes, socialistas y republicanos. El partido naranja detecta también "riesgo de endeudamiento" y los populares subrayan el "hachazo" fiscal a los vecinos.

Cs: "Riesgo de endeudamiento o impuestos"

En declaraciones a los medios tras la presentación de la entente, la portavoz de Cs en el consistorio, Luz Guilarte, ha advertido de un "paquete de acuerdos" entre republicanos, comunes y socialistas "en el Ayuntamiento, el gobierno del Estado y con la Generalitat de Cataluña y su presupuesto". Se trata, según Guilarte, de un "lote" de negociaciones entre los tres partidos que incluiría a las tres administraciones.

Con lo que respecta al contenido del acuerdo presupuestario iniciático, la concejal ha enfatizado su "preocupación por los 100 millones extra para inversiones" que ha arañado ERC del bipartito municipal. "¿De dónde saldrán?", se ha inquirido la electa, antes de plantear dos escenarios. "O el Ayuntamiento se endeuda, algo que ya hizo el pasado ejercicio por valor de 62 millones de euros o incrementa impuestos, pues ya dejaron claro que hay tasas que no se han subido con la actualización de las ordenanzas fiscales".

PP: "Hubo un 'hachazo' a los barceloneses"

Por su parte, el portavoz del PP en el segundo mayor ayuntamiento de España, Josep Bou, ha hecho hincapié en el calendario y la falta de diálogo del bipartito sociocomún.  "Los presupuestos que se aprobarán inicialmente en la comisión de Economía del miércoles 22 de enero y de manera definitiva en el pleno municipal del 31", ha alertado. A esta celeridad extrema se le uniría la falta de diálogo de BComú y PSC. “Lamentamos la falta de comunicación del gobierno municipal con el grupo popular para negociar los presupuestos y atender nuestras alegaciones”, ha añadido el también empresario.

Además de lamentar que "vuelva el tripartito" al Ayuntamiento de Barcelona, Bou ha recordado que “con las ordenanzas fiscales se confirmó el hachazo fiscal a los barceloneses, con incrementos de 5,46% de media en el recibo del IBI, un aumento en el impuesto de vehículos y en las tarifas del área verde y azul que perjudicará las rentas más bajas y la subida sin precedentes de hasta el 400% en las tasas de terrazas”. Bajo el punto de vista del electo, “la ciudad necesita un presupuesto que active la economía y genere trabajo, fortalezca las políticas sociales, mejore la seguridad y dedique más inversión a barrios y vivienda".

'Fumata blanca'

La opinión del partido naranja y del grupo popular ha llegado tras informar la alcaldesa Ada Colau y el presidente del grupo municipal de ERC, Ernest Maragall, de un principio de acuerdo para aprobar los presupuestos del Ayuntamiento de Barcelona para 2020. Las cuentas, que alcanzan los 3.000 millones de euros, incluyen la citada partida extraordinaria de 100 millones para inversiones, en vivienda, el campo social y emergencia climática.

El acuerdo tiene trascendencia por más ángulos. Por un lado, significan las primeras cuentas que ha conseguido aprobar Colau sin prorrogarlas o forzar una moción de confianza desde que llegó a la alcaldía de Barcelona en 2015. Por otro lado, allana el terreno para un posible pacto entre los republicanos, los comunes y el PSC en la Generalitat de Cataluña si, como se espera, se convocan elecciones autonómicas este año tras la previsible inhabilitación de Quim Torra.

Destacadas en Política