Menú Buscar
Joaquim Forn en una imagen de archivo / EFE

Forn, el candidato a la alcaldía de Barcelona mejor valorado por la ciudadanía

El equipo de Ada Colau justifica la alta nota que conceden los barceloneses al cabeza de lista de JxCAT por su "situación injusta" de encarcelamiento

28.06.2019 13:38 h.
4 min

La ciudadanía de Barcelona ve a Joaquim Forn como el mejor político de los que se presentaban a la alcaldía. Los barceloneses y barcelonesas que han participado en el Barómetro Postelectoral de la ciudad le han otorgado una nota de 5,5, la más alta de todos los candidatos de las pasadas elecciones municipales. 

Jordi Martí, teniente de alcaldía que ha presentado estos datos, ha comentado durante la rueda de prensa que "su situación injusta de prisión genera una gran empatía por la ciudadanía", lo que ha favorecido a que haya resultado el político municipal mejor valorado. Forn, en prisión por su implicación en los actos que desembocaron en el referéndum ilegal del 1-O y la posterior DUI, era el cabeza de lista de Junts per Catalunya (JxCAT) en los comicios del 28A en Barcelona

La valoración de Colau desciende

El segundo líder político del consistorio de mayor agrado por parte de los ciudadanes es Ernest Maragall (ERC), con un 5,4. En tercera posición se encuentra Ada Colau, lideresa de Barcelona en Comú y actual alcaldesa de Barcelona, con un 5,2. Esta valoración es 0,2 puntos mejor a la recibida hace seis meses, en el último barómetro, la más baja desde junio de 2017 --obtuvo la misma puntuación-- y solo por delante de la que recibió a finales de 2016 --los ciudadanos le otorgaron un 5,1 en aquella encuesta. 

Jaume Collboni recibe un 5,1 por parte de los barceloneses y cierra el grupo de los representantes políticos "aprobados" por los vecinos de Barcelona. Manuel VallsJosep Bou "suspenden" con un 3,2 y un 3,1 respectivamente, según los datos aportados por el ayuntamiento.

Pacto ERC-BComú, el favorito de los barceloneses

La encuesta comenzó a recabar datos el día después de las elecciones municipales y se incluyeron en el cuestionario preguntas relativas a los resultados de los comicios. Una de ellas fue sobre las opciones de gobierno y posibles pactos postelectorales, en la que la mayoría de la ciudadanía reflejó que la opción más favorable habría sido una coalición entre ERC y BComú. Este pacto era apoyado, en aquel momento, por el 20,3% de los barceloneses, frente al 10,3% que prefería que Colau y Collboni formaran equipo de gobierno. 

Un 7,9% de los encuestados dijeron preferir un ejecutivo de ERC en solitario; un 7,5% apostaban por un tripartito entre republicanos, comunes y JxCAT; un 6,6% reclamaba que sumaran fuerzas comunes, socialistas y la candidatura del ex primer ministro francés; un 6% prefería una coalición entre ERC y JxCAT y solo un 4,7% pedía un tripartito de izquierdas.

Decisión de voto

Otras de las cuestiones indegaban sobre la capacidad de influencia de las campañas electorales en la decisión de voto de la ciudadanía. A este respecto, el 56,1% garantiza que tenía decidido a quién votar desde hacía tiempo, mientras que el 28,4% acabó por decantar su apoyo durante el periodo preelectoral. Martí ha destacado, además, que ha habido un 15,1% que decidió su voto el mismo día de las elecciones. 

El elemento más importante a la hora de decidir el voto es la ideología del partido (50,4%), seguido por el proyecto de ciudad (30,1%) y el candidato (15,9%). El 41,5% admite que dudaba entre diversas opciones, mientras que el 58,1% tenía claro su voto y el 6,2% dudaba entre ir o no a depositar la papeleta en la urna.