Menú Buscar
Ada Colau y Ernest Maragall se reúnen en el Ayuntamiento de Barcelona para pactar los presupuestos / EP

Colau llega a un principio de acuerdo con Maragall para aprobar los presupuestos

El republicano remarca que se ajusta a las demandas de los independentistas y alcanzan al límite de gasto

5 min

"Estamos cerca de llegar a un acuerdo". Estas han sido las palabras del líder de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, Ernest Maragall, en referencia al pacto de los presupuestos municipales de la capital catalana que está trabajando el equipo de Ada Colau y Jaume Collboni. El republicano recuerda que falta acabar de ver "los temas de fondo" que esperan concretar la semana que viene. 

"Después de años de prórrogas, la ciudad está cerca de tener nuevo presupuesto; lo necesita", advierte el republicano. Pese a subrayar que no son los números que haría Esquerra, indica que se ajustan a las demandas que presentó su partido.

Escollo

Colau y Maragall aseguran que han superado el "escollo" principal que impedía a las formaciones llegar a un acuerdo: una partida de 100 millones de euros que se destinará a lo que consideran los "dos ejes principales" de esta legislatura, la vivienda y la emergencia climática.

La propuesta inicial del gobierno municipal era de 2.971,3 millones, con una inversión de 549,9 millones. El republicano adelanta que, ahora, los presupuestos de Barcelona alcanzará los 3.000 millones de euros y su objetivo es "llegar al límite de gasto". Una restricción que Colau ve perjudicial para Barcelona, ya que "la ciudad necesita inversión para hacer frente a los grandes retos". En este sentido, la líder de Barcelona en Comú culpa de nuevo a "la política de austeridad del anterior Gobierno de Mariano Rajoy".

Tranvía

Pese a todo, Maragall insiste en que, si la consiguen, "será una buena noticia, y será coherente" con la intención que han mostrado desde el inicio de mandato". Por su parte, la alcaldesa agradece "el tono de las conversaciones" y espera que estos acuerdos se puedan extender a otros ámbitos y retos que se van presentar en los próximos años.

Uno de estos retos es la unión del tranvía por la avenida Diagonal de Barcelona, un aspecto que no sólo no se ha abordado durante el diálogo entre los partidos, sino que, además, "no tiene partida en estos presupuestos", admite Colau.

Educación

Esquerra también destaca que las cuentas públicas sí hacen hincapié en uno de sus grandes objetivos para su formación: la educación. Maragall afirma que los presupuestos se fijan en la etapa de formación de los pequeños de entre 0 y 3 años, y por otro lado, la ocupabilidad, para lograr una mejor inserción laboral.

La pasada semana, Ernest Maragall anunció que se habían retomado las conversaciones para aprobar el presupuesto con el ejecutivo local: "Si hay fumata blanca y acuerdo, el pacto tendrá una doble importancia". 

Acercamiento

Por un lado, serán las primeras cuentas que consigue aprobar Ada Colau desde que alcanzara la alcaldía de Barcelona en 2015. La líder de BComú prorrogó dos presupuestos y consiguió que otros dos pasaran el corte mediante cuestiones de confianza, esto es, al retar al resto de candidatos a presentar otro candidato a munícipe. Al no haber consenso, BComú consiguió pasar la votación. 

Por otro lado, el acuerdo presupuestario marca un nuevo acercamiento de ERC a los comunes y los socialistas tras la abstención de los republicanos que permitió a Pedro Sánchez convertirse en presidente del Gobierno el 8 de enero. En paralelo, las esperadas elecciones autonómicas en Cataluña este ejercicio --por la previsible inhabilitación del president Quim Torra en el Tribunal Supremo-- podrían dejar otro acuerdo tripartito entre las tres fuerzas, esta vez en la presidencia de la Generalitat.