Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
María Alejandra Chavarría, emprendedora mexicana que recibió el respaldo de ‘Tuiio’ / BANCO SANTANDER

Emprender en plena pandemia de la mano de los microcréditos de Banco Santander

Los programas de microfinanzas de la entidad sirven de apoyo para que los colectivos más vulnerables puedan poner en marcha pequeños negocios

8 min

La pandemia sanitaria ha supuesto un duro golpe para los emprendedores. Muchos proyectos e ideas se han paralizado, y otros muchos ya en marcha se han visto obligados a echar el cierre. Pero también hay quien ha aprovechado la oportunidad para reinventarse.

Banco Santander ofrece una red de ayudas y microcréditos especialmente diseñados para personas con rentas bajas o en dificultades económicas. Se trata de un trampolín para impulsar la inclusión financiera, mitigar los efectos económicos de la emergencia del coronavirus y apoyar el crecimiento de los pequeños negocios y las comunidades locales.

Ayudar a las personas

Tuiio me ha cambiado la vida, porque gracias a esto logré hacer mi negocio, y hacer cosas que antes no me sentía capaz. Además, me dio un curso de cómo aprender a gestionar mis gastos para no excederme. Aprender a manejar mi dinero para no generar gastos innecesarios y tener más control de mis cuestiones económicas”, explica María Alejandra Chavarría, una microempresaria mexicana que decidió emprender en medio de la pandemia de la mano de Tuiio, una iniciativa del Santander para contribuir a poner fin a la pobreza a través de la inclusión financiera.

Sus palabras reflejan uno de los principales objetivos del grupo cántabro: ayudar a las personas y a las empresas a progresar. Cuando el esposo de María Alejandra fue despedido de su empleo, la familia perdió su principal fuente de ingresos. A pesar de los innumerables desafíos que supone emprender en medio de la pandemia, inició su propio negocio de comida tradicional.

Que nadie se quede al margen

Los microcréditos del Santander también están detrás del proyecto de Mercedes Cruz, una cocinera mexicana que, como millones de personas, se quedó sin empleo durante el confinamiento. Lejos de acobardarse, decidió acondicionar un espacio de su vivienda para crear una cocina y vender comida a domicilio. Gracias a Tuiio compró utensilios de cocina, una plancha y una bici para repartir los pedidos.

Estas historias forman parte de la estrategia de inclusión financiera del banco cántabro para que ningún colectivo vulnerable esté al margen del sistema bancario. Incluye financiación a medida para particulares y pymes con dificultades para obtener crédito; acceso a los servicios financieros básicos; y formación para que las personas aprendan sobre herramientas para gestionar su economía y puedan tomar decisiones financieras acertadas. La entidad ha alcanzado la cifra de 6,2 millones de personas empoderadas financieramente desde 2019 y su propósito es llegar a los 10 millones hasta 2025. De momento, ya ha logrado el 60% de este objetivo.

Consolidado en Brasil y México

Las iniciativas de microfinanzas ya están consolidadas en países como Brasil, México, Uruguay y Colombia, con proyectos de gran éxito y acogida como Prospera o Tuiio, que promueven negocios inclusivos y sostenibles: ya han concedido créditos a cerca de 1,5 millones de personas desde su creación. Prospera en Brasil cuenta con más 667.000 clientes activos, de los que gran parte son mujeres cabeza de hogar.

Por su parte, Tuiio tiene más de 197.000 clientes en México, de los cuales un 92% son mujeres, y ha otorgado créditos por un valor superior a los 130.000 millones de euros.

También en Perú

Este tipo de servicios se ha extendido este año también a Perú, donde Santander ha lanzado su programa de microcréditos Surgir para impulsar a los pequeños emprendedores. En este país, las micro, pequeñas y medianas empresas dan empleo a más del 80% de la fuerza laboral.

Surgir trae una propuesta innovadora para los emprendedores, poniendo en valor su tiempo y contribuyendo al desarrollo de las familias, sus negocios y sus comunidades. Esta iniciativa desarrollada con el equipo de Brasil acelerará el progreso y la recuperación económica, fomentando la microempresa y en especial a las emprendedoras, cumpliendo así nuestro propósito de inclusión y educación financiera”, explica Juan Pedro Oechsle, director general de Negocios Retail en Banco Santander Perú.

Palataforma online

Otra de las herramientas del grupo para acompañar a los emprendedores en Latinoamérica es Superdigital, una plataforma online de inclusión financiera que da servicio a más de 700.000 clientes en la región, y cuyo objetivo es llegar a cinco millones de clientes activos para 2023.

Se trata de una alternativa digital al dinero en efectivo y está orientada a que personas semi o no bancarizadas puedan abrir una cuenta y manejar su dinero desde un teléfono móvil.

Múltiples reconocimientos

Además, este servicio se ha unido recientemente a la Alianza Regional por la Digitalización de las Mujeres en América Latina y el Caribe, buscando proveer de una plataforma de educación virtual que impulse las habilidades digitales de las mujeres.

Todo este trabajo ha permitido a Banco Santander ser reconocido por la prestigiosa revista Euromoney como el “Mejor Banco del mundo en Inclusión Financiera y Mejor Banco en Finanzas Sostenibles en América Latina”.  El grupo también ha recibido el premio de The Banker a la entidad más innovadora en banca digital por sus iniciativas de inclusión financiera.

Transformación digital y tecnología

Latinoamérica es uno de los mercados prioritarios para el grupo, que acaba de anunciar que destinará 5.300 millones de euros a transformación digital y tecnología entre 2022 y 2024 en esta zona para expandir el negocio y seguir mejorando el servicio al cliente. “Latinoamérica forma parte de nuestra historia y de nuestro presente, y será una parte importante de nuestro futuro. La región cuenta con los recursos, el capital social y la experiencia necesaria para progresar y vamos a apoyar a las comunidades, los clientes y las empresas en la región, como hemos hecho durante las últimas tres décadas", aseguró Ana Botín recientemente durante un encuentro con periodistas latinoamericanos.

Esta región representa el 40% del beneficio de Santander, que da servicio a casi 80 millones de clientes (de los 152 millones que tiene el grupo), principalmente en Brasil, México, Chile, Argentina y Uruguay. Además, en Latinoamérica trabajan la mitad de los 193.000 empleados de la entidad a nivel global.