Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Kasia Avellano, princesa de Qatar TELECINCO

La autopsia apunta a una sobredosis como causa de la muerte de la exprincesa de Qatar

El cuerpo de Kasia fue hallado sin vida el pasado domingo en su domicilio de Puerto Banús y presentaría restos de estupefacientes

2 min

La autopsia practicada al cadáver de Kasia Gallanio, exprincesa de Qatar, apunta a que su muerte se debió a una sobredosis por drogas, tal y como ya señalaban las pesquisas policiales. Los análisis químicos y el informe de histopatología que han sido solicitados tendrán que confirmar esta hipótesis.

Se prevé que los resultados estén en un plazo de tres semanas. Por el momento, el informe sostiene que el cuerpo, hallado el pasado domingo en su vivienda de la lujosa urbanización Playas del Duque, de Puerto Banús (Marbella), presentaría restos de estupefacientes.

Traslado a Andalucía

La mujer, de 46 años, y origen polaco, se había trasladado hacía poco a vivir a la Costa del Sol (Andalucía) tras años de residencia en Francia. Anteriormente, la fallecida había residido en Estados Unidos.

En territorio galo, Katia conoció a su exmarido, el sobrino del emir de Catar, Abdelaziz bin Khalifa Al Thani, con quien se casó y formó una familia. La pareja tuvo tres hijas en común, todavía hoy menores. Si bien, el mes pasado, Galliano compareció en una televisión francesa para hablar del proceso de divorcio en que se encontraba inmersa.

Divorcio 

En su última aparición, reveló haberse librado de "la jaula de oro en la que vivía" y explicó que llevaba tiempo batallando por la custodia de sus hijas a su exesposo, al que llegó a acusar de incesto. En concreto, de haber abusado sexualmente de una de las menores.

Con todo, él, que fue ministro de petróleo, había conseguido la custodia de terna de hijas del matrimonio. Alegó ante el juez que Kasia Gallanio era alcohólica y la justicia francesa le dio la razón.