Menú Buscar
La sombra de una sombrilla puede proteger a las mascotas / UNSPLASH

Consejos para proteger a tu mascota en verano

Con una serie de simples acciones, perros y gatos pueden llevar mejor las altas temperaturas de los meses estivales

10.07.2019 12:07 h.
4 min

Las altas temperaturas del verano pueden afectar al bienestar de las mascotas. Para protegerlas y hacer que se encuentren cómodas hay una serie de acciones que se pueden llevar a cabo

En esta línea, recopilamos varios consejos y cuidados que se pueden realizar para garantizar que perros y gatos, así como otros animales, pasen una época estival sin sufrir.

Hidratación y aire fresco

Beber agua es fundamental tanto para los humanos como para los animales en esta época del año. Es importante que los amigos peludos la tengan disponible durante las 24 horas del día de forma fresca y limpia. Conviene revisar que el bebedero no quede vacío y que no esté a sol para que no se caliente ni se evapore. Los bebedores portátiles son útiles para ir de paseo y los automáticos para cuando la mascota tiene que quedarse sola en casa.

mascotas agua
Una mascota bebiendo agua / PIXABAY

Por otro lado, los ventiladores y el aire acondicionado son también grandes aliados. Tener estos aparatos en el hogar, si es una vivienda que guarda el calor o cuando las temperaturas fuera superan los 35º, es ideal para refrescar la habitación o la zona en la que nuestra mascota disfrute descansando.

El pelo es el gran enemigo

Es conveniente cepillar para favorecer la muda. El cepillado recurrente puede ayudarles a eliminar el pelo mudado y el subpelo que suele abrigar a los animales en invierno. Si se opta por cortar el pelo es importante no rasurarlo. No es conveniente raparles, al contrario de lo imaginado, sino que un corte leve les ayudará a mantenerse más frescos.

Si a nuestro perro y/o gato le gusta el agua y los baños se les puede refrescar en los momentos más calurosos con un remojón en la bañera, la piscina o echándoles agua con un aspersor.

Lo que nunca se debe hacer

Dejar a tu mascota en el interior de los vehículos aparcados. El vehículo mantiene el calor en su interior y puede ir a más, aún estando a la sombra. Las mascotas pueden sufrir golpes de calor que les lleven incluso a la muerte, especialmente si el sol incide sobre el coche y no hay ventilación. Es mejor sacarlas fuera y que no esperen dentro para evitar cualquier peligro.

mascotas coche
Un perro asoma la cabeza por la ventanilla de un coche / PIXABAY

Por otro lado, no debemos pasear a nuestra mascota en los momentos más calurosos del día. Si el suelo está a una temperatura muy alta, como puede ocurrir con el asfalto, por ejemplo, puede provocar daño en las patas de las mascotas. Es mejor hacerlo a primeras horas del día o cuando el sol ha caído o a primera hora de la mañana, evitando en la medida de lo posible el sol.

Algunos consejos a tener en cuenta

Aunque parezca raro, al igual que los humanos, los peludos como los perros pueden protegerse de las quemaduras con una crema solar especial para animales, igual que los humanos. Esta es especialmente útil para zonas como la nariz, que son más sensibles.

Por última a veces se nos olvida también vigilar a las mascotas pequeñas. Animales como los conejos o los pájaros, por ejemplo, pueden pasar mucho calor si están en jaulas o similares que se encuentren expuestos al sol en zonas exteriores. En los interiores estarán mejor si se encuentran alejados de la luz solar. Y no olvides vigilar la comida de todas tus mascotas, especialmente la comida húmeda.