Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El retrato de la artista Rita Martorell a Marta Ferrusola, a quien define como "seria, altiva y superficial" / RITA MARTORELL

La artista catalana que retrató a Ferrusola: “Era seria, altiva y superficial”

Rita Martorell es una prestigiosa retratista que ha tenido el privilegio de plasmar en sus lienzos a personajes nacionales e internacionales

6 min

Rita Martorell es una prestigiosa retratista de familia catalana que ha tenido el privilegio de plasmar en sus lienzos a relevantes personajes nacionales e internacionales. Entre muchos otros, a la esposa del expresidente de la Generalitat Jordi Pujol, Marta Ferrusola. La recuerda como una experiencia “difícil”, ya que la define como una persona “seria, altiva y superficial”.

El trabajo se remonta a los años 90, cuando estudiaba en Barcelona y tuvo la oportunidad de retratar al político y escritor Eduardo Punset. A raíz de esa obra, personas de su entorno y relevantes de la sociedad catalana de entonces se interesaron en encargarle su retrato. Uno de ellos, quien era vicepresidente primero del Parlament, Arcadi Calzada. Fue él quien convenció a Ferrusola, en 1995: "Un día le habló de su retrato y le sugirió que se hiciera uno. Ella cedió la total confianza a esta persona que estaba en el gobierno", explica la artista en conversaciones con Crónica Global.

Creaciones nacionales e internacionales 

La experiencia con la esposa del expresidente Jordi Pujol fue muy distinta a la que ha tenido con otras personalidades, como Julia García-Valdecasas --delegada del Gobierno en Cataluña de 1993 a 2003--, el exdiputado de Unió Josep Antoni Duran i Lleida, Joan Hortalà --presidente de la Bolsa de Barcelona-- y el exconseller de obras públicas Joaquim Nadal, entre otros, pues la artista destaca por otras creaciones más allá de la política, como la del exfutbolista Samuel Eto'o

Rita Martorell posa junto a Samuel Eto'o y su retrato
Rita Martorell posa junto a Samuel Eto'o y su retrato 

Uno de sus últimos éxitos ha sido el retrato a la exministra y exfiscal Dolores Delgado, expuesto en el Ministerio de Justicia. Durante seis meses, la expolítica posó semanalmente en el estudio de Martorell en Madrid. El resultado: una obra de estilo realista y conceptual con influencia expresionista, que tiene como fondo la frase en latín Iustitia regnorum fundamentum --la justicia es el fundamento del reino--.

Su experiencia con Dolores Delgado

Después del trabajo mano a mano con Delgado, asegura que su imagen ha cambiado con respecto a lo que se plasma de ella en los medios de comunicación: "Siempre me pareció una mujer que destacaba por su carácter, pero nunca había pensado en retratarla ni en tener esta oportunidad".

El buen resultado del retrato que realizó años antes a Baltasar Garzón la llevó a retratar a Delgado, por iniciativa de él: "Me llamó y me preguntó si me gustaría realizar su retrato. Para mí fue muy emotivo porque tenía una forma de ser que me intrigaba para representarla en una obra", declara a este medio. Tras un primer encuentro, la exministra se dejó llevar y "derrumbó todos los conceptos" que tenía sobre ella. Descubrió que se trataba de una mujer delicada y con sensibilidad, muy lejos de la dureza que transmitía ante los focos mediáticos. 

La personalidad, en el lienzo

Para Martorell, lo más importante es plasmar en el lienzo la verdadera personalidad. "Me gusta llegar más al interior de la persona y descubrir otras capas". Por eso, de su trabajo con Delgado destaca la buena comunicación y el hecho de que sea "natural" y "espontánea", algo que no le sucedió con Ferrusola. "Cuando un personaje público entra en un estudio, baja la guardia y se humaniza un poco más. Eso es lo más bonito, ese tú a tú, ese trato más humano", relata.

Como anécdota, la artista explica que Delgado vistió el traje que llevó en el acto de la exhumación de Franco, ya que considera que se trata de un "momento histórico" por el que quiere que se la recuerde. 

Dolores Delgado en el estudio de Rita Martorell
Dolores Delgado en el estudio de Rita Martorell 

El arte, otra forma de soñar

Rita Martorell es una prestigiosa artista que prioriza, ante todo, "la personalidad". En este sentido, asegura que el feeling con la persona es lo que le hace decidir si tirar adelante o no con la propuesta. "No porque sea un personaje público me gusta retratarlo. Lo que percibo de él, sea público o no, es que haya feeling, aunque sea complicado. Hay algunos que, pese a que hayan hecho cosas relevantes, no me llaman la atención". 

Y es que, para ella, el arte "es una forma más de comunicarse, de soñar, de luchar y de sobrevivir".