Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Tres imágenes de fiestas ilegales de cara al Fin de Año de 2020 en Cataluña / CG

Detectan 45 fiestas y 'raves' ilegales por Fin de Año en Cataluña

Fecasarm, patronal de ocio nocturno, alerta de que la Generalitat "no tiene ningún tipo de planificación" para la última noche de 2020

3 min

Hasta 45 fiestas ilegales en Fin de Año, que podrían ampliarse a 500 raves y celebraciones privadas, pese a la pandemia. La patronal de ocio nocturno Fecasarm ha alertado de que la Generalitat de Cataluña "no tiene ningún tipo de planificación" para la última noche de 2020. 

En un comunicado, la organización empresarial ha señalado que está detectando un repunte de las verbenas ilegales que se organizan por Instagram, Telegram e incluso la aplicación para ligar Tinder. Estas reuniones, advierte Fecasarm, podrían llegar a congregar hasta a 100 personas, según los aforos previstos. A la espera de que se confirme el número final de parrandas, la patronal que lidera Joaquim Boadas ya ha recibido 45 denuncias en su buzón anónimo. 

Lugares secretos

Según las previsiones de Fecasarm, las celebraciones para despedir 2020 y dar la bienvenida a 2021 podrían superar las 500 en toda Cataluña. Los encuentros que superen las dos burbujas de convivencia, a su vez, rebasarán los 2.000 en la región, pese a que las cifras de contagios de coronavirus han empeorado en las últimas horas. 

A este respecto, la patronal lamenta que la Generalitat de Cataluña "no tenga ningún tipo de planificación" para las últimas horas del ejercicio en curso y las primeras del siguiente. "Exigimos que dialogue con el sector y se anticipe a la situación de gravedad permitiendo aperturas controladas de restauración y ocio hasta la 1.30 de la madrugada", ha pedido la misma entidad.

200 millones más de pérdidas

En relación a ello, la imposibilidad de acoger cenas con control sanitario y la primera copa de la noche generará pérdidas de 200 millones de euros a la industria de ocio nocturno, calcula Fecasarm

A esta merma de actividad se le agregará el consiguiente riesgo de celebraciones sin controles higiénico-sanitarios. Cabe recordar que el Ministerio de Salud estima que el 81,5% de los brotes de origen social tienen como causa las reuniones de familiares y amigos, mientras que restauración y ocio reglados aportan solo el 3%, apostilla la misma fuente.