Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La iglesia de Sant Isidor de Barcelona, donde el Clínic abrirá un centro de investigación / CG

El Clínic confirma que abrirá un 'hub' científico en una iglesia del Eixample

El hospital barcelonés ocupará una parroquia del Arzobispado para abrir un centro de investigación de 8.000 metros cuadrados, como avanzó 'Crónica Global'

2 min

El Hospital Clínic Barcelona ha anunciado hoy la creación de un centro de investigación en pleno Eixample, como avanzó Crónica Global en febrero. El centro sanitario convertirá la parroquia de Sant Isidor en un hub científico tras pactar una cesión con el Arzobispado de Barcelona por 75 años. ¿La inversión? 34 millones de euros

El acuerdo entre ambas partes pasa por el uso de la parroquia de Sant Isidor, situada en la calle Comte d'Urgell de la capital catalana, para transformarla en un centro de investigación sanitaria y tecnológica. El proyecto lleva el nombre de Centro de Investigación en Tecnología Sanitaria (CATI, por sus siglas en inglés). Pretende ser referente internacional en producción científica y, además, acoger a grandes compañías de la industria. 

Hasta 8.000 metros cuadrados

En una nota, el gobierno de la archidiócesis metropolitana ha precisado que el espacio se cede con arreglo a un derecho de superficie de 75 años a cambio de un canon anual. La transformación de la iglesia implicará la desacralización del templo y su reforma. 

En total, el Clínic reformará 8.000 metros cuadrados repartidos en ocho plantas más dos sótanos. Hasta 5.000 metros cuadrados se utilizarán para las áreas de trabajo e investigación. 

Leitat y parrroquias vecinas

El nuevo hub científico del Clínic en el Eixample lleva aparejados dos acuerdos más. El hospital ha pactado con el centro tecnológico Leitat, dedicado a la dinamización de tecnologías y, también, a la investigación.

Por su parte, el Arzobispado ha pactado con la comunidad parroquial de Sant Isidor para que la actividad pase a la vecina iglesia de Sant Josep Oriol. La actividad pastoral, pues, no se interrumpirá por el cambio de uso. La actividad social del templo --que acoge un banco de alimentos-- pasará a otras iglesias del barrio.