De Páramo: "El Gobierno no puede volver a dejarnos tirados en el referéndum"

El portavoz adjunto de Ciudadanos en el Parlament augura elecciones en Cataluña como la única salida que le queda al independentismo y reta a Podemos a que elija entre Junqueras y Arrimadas

12 min
Fernando de Páramo, diputado de Ciudadanos en el Parlamento de Cataluña / CG

Hartazgo. Incluso entre los catalanes que son independentistas. Este es el diagnóstico que hace Fernando de Páramo (Granada, 1987), portavoz adjunto de Ciudadanos en el Parlamento catalán y miembro de la ejecutiva de la formación naranja. Asegura que en las próximas elecciones, las formaciones que defienden la unidad de España "deben salir a ganar". E insta a la órbita de Podemos a decidir qué modelo de país quieren. 

-¿Estamos en el final del procés?

-Estamos en la parte de mayor hartazgo de todos. La cúspide del hartazgo es esta. Hay mucha gente agotada y cansada, incluso muchos independentistas que sienten que les han tomado el pelo. En teoría teníamos que ser independientes en 18 meses en un nuevo Estado donde no habría pobres y comeríamos helado de postre, entre otras campañas bochornosas. Carles Puigdemont es un mal presidente para los que queremos seguir unidos y creemos en la idea de España, pero también para quienes confiaron en él.

-¿Conoceremos los detalles logísticos del referéndum?

-Lo dijimos claro, el referéndum no aparecía ni en su programa electoral. No es una hoja de ruta, es un laberinto. Es una película que ya hemos visto, se está repitiendo otra vez el escenario del 9N, con los mismos anuncios, decretos y problemas con los funcionarios. Estamos en el día de la marmota. Pero más allá de eso, tenemos un escenario de elecciones cada vez más cercano.

-¿Cuándo prevé que se celebrarán?

-No lo sé, y creo que no lo saben ni ellos. Pero creo que es irremediable, no sé si ya o dentro de unos meses. Es la única salida digna que les queda.

De Páramo en la entrevista con Crónica Global

De Páramo, en la entrevista con Crónica Global

-Previamente tiene que haber ese choque de trenes o enfrentamiento entre Generalitat y Gobierno. ¿Solo con la ley se podrá evitar una gran colisión?

-El Gobierno tiene que actuar y cumplir con su obligación de ejecutar las leyes y poner los instrumentos necesarios. No como hizo con el 9N, que nos dejó tirados a muchos catalanes. No solo sirve la aplicación de la ley. La maquinaria del Gobierno se tiene que poner a trabajar. Hay que empezar a creerse que se les puede ganar en las urnas. La falta de espíritu ganador del PP y del Partido Socialista en todo este tiempo ha sido corresponsable, porque los independentistas también tienen culpa, de que ahora estemos así. Nosotros estamos dispuestos a hacer ese papel de fuerza alternativa que evite una mayoría absoluta y eche a los independentistas.

-Hay quien augura un nuevo tripartito de izquierdas con ERC, comunes y PSC. ¿Qué tipo de acuerdos puede fomentar Ciudadanos?

-Sería un error ir en una lista conjunta, porque eso dividiría todavía más a la sociedad, pero es cierto que si se confirman las encuestas del Centro de Estudios de Opinión de la Generalitat, que no son sospechosas de favorecer a Ciudadanos, C's sí que está en una buena posición para exigir a PP y PSC que no se vuelvan a equivocar. Hemos visto a los socialistas compartiendo aventuras con Carod-Rovira e ICV, y también a los populares, que hasta hace poco estaba pactando con los Pujol. La clave es Podemos. Pablo Iglesias va a tener que elegir entre Oriol Junqueras e Inés Arrimadas. Y si elige a Junqueras, tendrá dar explicaciones a sus votantes de Madrid, Andalucía o Extremadura. Lo que pedimos es que tomen esa decisión cuanto la tomen, para que sus votantes sepan qué votan y para que nosotros podamos construir esa alternativa.

-Hemos visto a ERC apoyando la moción de censura de Podemos. Supongo que la política española influirá en los pactos que se tomen en Cataluña.

-Ante un desafío tan importante, si por primera vez en mucho tiempo se puede construir una alternativa, esa decisión hay que tomarla no en función de pactos en Madrid. Es una decisión de proyecto de país, que es precisamente lo que le falta a Podemos. Una decisión así no se toma en caliente, se toma en función de la idea que se tiene de España. Si apuestas por Arrimadas es una cosa, y si apuestas por ERC es otra.

-¿Qué valoración hace de la moción de censura?

-Iglesias, cuando le pones argumentos delante, saca lo peor de sí mismo. Nos sorprendió que el verdadero Iglesias saliera cuando Albert Rivera explicó sus propuestas de gobierno, la mayoría ya aprobadas. Lo que destaca de Podemos es su incompetencia. No fueron capaces de explicar su propuesta de país.

-Los partidos independentistas ya han arrancado su campaña para el referéndum. ¿Qué hará C's?

-Nosotros no haremos nada, ellos tienen la cabeza en el 1-O, nosotros en el día a día. Trabajar por los autónomos, las familias, los policías, los funcionarios… Y preparando un posible escenario electoral, mientras ellos siguen con su show y performance.

-Dicen que C's se está catalanizando. ¿Cuál es su caladero de votos?

-El mismo que el del 27-S, donde conseguimos 700.000 votantes y 25 escaños. Nunca en la historia de Cataluña un partido nuevo había conseguido un resultado tan bueno. Ni ERC logró tantos diputados. Lo que hicimos fue plantear un proyecto transversal, capaz de tener un programa social, económico, de unión… Esa es la clave del éxito. Por un lado la contundencia del discurso, pero también un equipo y un proyecto alternativo .

-Lo decía por esos 200.000 votos de indecisos y de UDC (que ya se ha disuelto) que son muy buscados.

-El gran electorado que hay que mirar es la abstención. Hay muchos catalanes que han desconectado. No hay una desconexión independentista, sino una desconexión de la política por el hartazgo. Debemos ser capaces de movilizar a esas personas cansadas. C's es el voto que representa a aquellos que quieren acabar con el procés de una vez por todas.

-Que en las generales ganen los comunes en Cataluña ¿cómo lo valora?

-Las conductas de voto son diferentes. Ese es el reto de los nuevos partidos, que no haya tanta diferencia de voto en unas generales o en unas municipales o autonómicas. Llevamos solo dos años como partido nacional. Y tenemos trabajo por hacer en ese sentido.

De Páramo en una rueda de prensa

De Páramo, en una rueda de prensa

-¿Les puede pasar factura el pacto de C's con Mariano Rajoy en Cataluña?

-Lo que puede influir no es el pacto en sí mismo, sino lo que hemos podido lograr para Cataluña. Los ciudadanos nos van a evaluar por eso, por lo que podamos hacer en beneficio de Cataluña. Por ejemplo, esta semana hemos logrado un complemento salarial de 450 euros para los jóvenes. En Madrid se ha aprobado la gratuidad de los libros de texto gracias a una iniciativa de C's. Algo que hemos presentado en el Parlament, pero donde JxS votan en contra. También hemos exigido agilizar el Corredor Mediterráneo y más inversión en Cercanías.

-Puigdemont les echa en cara que no hacen nada en el Congreso por Cataluña…

-Lo dice quien no va a la conferencia de presidentes autonómicos ni al Senado. Su partido está en el grupo mixto, por lo que no puede influir demasiado. Esa es la vieja política: quejarse de lo que hacen los demás cuando tú no haces nada. Forma parte de la pataleta de Puigdemont, a quien cada vez le queda menos en su carrera política. Lo peor de todo no es que el independentismo hipoteque el Parlament, que también, sino proyectos que no salen adelante.

Para el Govern, lo primero es la independencia, y si por el camino hay que tapar la corrupción, pues se tapa

-¿Medidas contra la pobreza, por ejemplo, como se ha visto esta semana en el Parlament?

-Cuando Puigdemont habla de los presupuestos más sociales de la historia de Cataluña, a uno se le cae la cara de vergüenza. Ellos invocan el todo por la independencia. Junqueras decía hace unos años que había que limpiar las instituciones y echar a los corruptos. Ahora que es vicepresidente, se ha olvidado, porque hemos pedido a Puigdemont que comparezca para explicar las medidas contra la corrupción o el caso Palau, y ERC y CUP votan en contra. Lo primero es la independencia, y si por el camino hay que tapar la corrupción, pues se tapa.

-¿Cree que el Govern ha ganado la batalla de la propaganda? ¿O eres independentista o eres fascista?

-Creo que no, hay muchísimos catalanes que están por el sentido común. Pero la estrategia del Gobierno separatista es esa. El populismo es eso, criminalizar a la otra parte. Pero cada vez hay más gente que ya no les cree. Lo que hay que hacer es desmontar argumentos y tener una alternativa ganadora. En democracia, se gana contando votos.

¿Habrá ‘efecto Macron’?

-Emmanuel Macron es el caso real de que un partido moderado y de centro puede gobernar. Esa es una muy buena noticia. Francia y España son países diferentes, pero Macron demuestra que en Europa empieza una nueva etapa política, porque los viejos partidos conservadores y socialistas se están quedando sin proyecto para los nuevos retos, que pasan por combatir los populismo. Hemos visto a Iglesias y Rajoy encantados con esa moción, porque fomentaba la polarización.

¿Quiere hacer un comentario?