Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El consejero Miquel Sàmper en una imagen de archivo / EP

Sàmper aboga por reducir el toque de queda para combatir la fatiga pandémica

El 'conseller' de Interior celebra el cumplimiento generalizado de las restricciones durante la Semana Santa en Cataluña

2 min

El conseller de Interior, Miquel Sàmper, ha abogado este sábado por reducir el toque de queda para que comience a las 23.00 horas, no a las 22 horas, como hasta hora. Una medida que pretendería combatir la fatiga pandémica tras más de un año de crisis sanitaria.

El titular de Interior ha recordado en una entrevista en RAC1 que esta restricción la regula el decreto de estado de alarma del Gobierno central, aunque la Generalitat cuenta con margen de maniobra para retrasar su entrada en vigor una hora más.

Covid-19 al alza

Sàmper ha subrayado que, en todo caso, la decisión dependerá de la evolución del Covid-19, cuyos indicadores llevan más de dos semanas al alza en Cataluña.

En Semana Santa, el tráfico de salida del área metropolitana de Barcelona ha disminuido un 6,2% respecto al mismo periodo de 2019, y que esta cifra "se acerca mucho a la normalidad prepandemia".

Aumento de la movilidad

Además, ha detallado que las salidas se han producido de forma escalonada y que el aumento de la movilidad, si todo el mundo cumple las medidas sanitarias, no tiene que suponer "hacer mal las cosas".

En esta misma línea, Sàmper ha celebrado el cumplimiento generalizado de las restricciones. Durante este Jueves y Viernes santo solo 50 restaurantes y bares han sido sancionados por, en su mayoría, exceder el aforo permitido, según ha detallado.