Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Trabjadores de Avidel que han conseguido entrar al recinto, pese a la huelga / CEDIDA

El matadero Avidel opera con normalidad durante la jornada de huelga

Un total de 300 trabajadores han conseguido entrar al recinto escoltados por los Mossos d'Esquadra

2 min

Los 300 profesionales que han conseguido acceder esta mañana al matadero Avícola de Lleida (Avidel) escoltados por la policía han conseguido finalmente desarrollar su actividad con normalidad, durante la segunda jornada de la huelga convocada por CCOO. Concretamente, ha podido entrar personal de sacrificio y despiece, calidad, mantenimiento y limpieza, entre otros. Durante el acceso al recinto, todos ellos han recibido insultos y lanzamientos de piedras y objetos por parte de los piquetes en huelga, una situación que la empresa ha condenado.

Otros 50 profesionales se han presentado esta tarde para acceder al bus que les iba a llevar a su puesto de trabajo, pero finalmente no han ido por cuestiones de seguridad. Durante la jornada de ayer los piquetes impidieron acceder al matadero a los trabajadores que formaban parte de los servicios mínimos.

Bloqueo de una ambulancia

La empresa responsable de la instalación ha asegurado en un comunicado que los empleados tienen unas condiciones laborales “superiores a las que establece el convenio estatal del sector de mataderos de aves y conejos”. En este sentido, ha negado “rotundamente” las acusaciones de vulneración de derechos realizadas por parte de CCOO.

En relación a los ataques sufridos por los empleados que querían trabajar, la empresa ha asegurado que estudiará la posibilidad de emprender acciones legales contra los piquetes, que también han impedido que una ambulancia del SEM accediera al recinto por la puerta principal. La intervención de los sanitarios ha sido requerida después de que una trabajadora haya sufrido una crisis de ansiedad, tras el lanzamiento de todo tipo de objetos contra los buses de traslado al matadero avícola.