Menú Buscar
Un intento de robo de un reloj en el centro de Barcelona / TWITTER

Preocupación en la Urbana por los robos violentos en el centro de Barcelona

El intendente Pedro Velázquez anuncia un plan específico para controlar los puntos más conflictivos de Ciutat Vella

3 min

"Muy preocupado", así se ha mostrado el jefe de la Guardia Urbana, el intendente Pedro Velázquez, por los robos violentos en el centro de la ciudad durante la desescalada. Así, ha anunciado que el cuerpo implementará un plan específico para controlar los puntos más conflictivos del distrito de Ciutat Vella.

Una zona donde se han registrado no solo asaltos, sino también varias peleas, como la que protagonizaron, el pasado viernes de madrugada, varios individuos de origen europeo en la terraza de un bar del Raval, que se saldó con tres detenidos, y varios trabajadores del establecimiento heridos. 

Delitos durante la desescalada

En rueda de prensa, durante la presentación del dispositivo de playas para este verano, el intendente ha sostenido que la reclusión ha tenido impacto sobre la delincuencia --se ha reducido con el encierro--, y ha señalado que los agentes prestan especial atención al repunte posterior de los delitos, como el tráfico y consumo de estupefacientes, así como los robos violentos en determinados puntos de la ciudad. 

Uno de ellos a principios de junio en el Raval, cuando cinco hombres pegaron a otro de forma reiterada para sustraerle el reloj. Ante su resistencia, le propinaron golpes en espalda y cabeza hasta que cayó al suelo. Y es que, a pesar de su reducción drástica durante el estado de alarma --cerca del 64% en viviendas--, los robos con fuerza han aumentado con la desescalada. Los Mossos d'Esquadra ha explicado que, durante el último mes, ha arrestado a 12 ladrones de inmuebles. Gran parte de estos delitos se han cometido escalando fachadas, modus operandi que se suele realizar con el buen tiempo, cuando hallan ventanas y balcones abiertos.

Delincuencia en el Raval

Vecinos del Raval han denunciado en numerosas ocasiones que la crisis sanitaria no ha frenado la delincuencia en el barrio. Pese al refuerzo de la presencia policial en determinadas zonas conflictivas, como las calles Salvador, Sant Antoni Abad o Príncep de Viana, residentes denuncian venta de drogas a pequeña escala, y amenazas de los delincuentes ante sus denuncias

Destacadas en Vida