Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La exposición al humo del tabaco durante el embarazo y la etapa posnatal acelera el envejecimiento / ISGlobal

La exposición al tabaco en los primeros años de vida acelera el envejecimiento biológico

Investigadores de ISGlobal analizan la asociación entre diferentes factores ambientales de riesgo y la edad epigenética de la población infantil

3 min

La exposición al humo del tabaco durante el embarazo y la primera infancia se asocia con una aceleración del envejecimiento biológico. Así lo confirman los resultados de una investigación liderada por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), centro impulsado por la Fundación la Caixa.

Se trata del primer estudio que evalúa las asociaciones entre diferentes tipos de exposiciones ambientales en la infancia temprana y la edad epigenética en población infantil. Las muestras realizadas también indican que la exposición al hollín dentro del domicilio es otro factor de riesgo. Por el contrario, otros agentes externos, como algunos pesticidas, están vinculados con la ralentización de este proceso vital.

Más riesgo de enfermedad

La exposición a ciertos factores ambientales durante el embarazo y los primeros años de vida alteraría de manera significativa --y a veces irreversible-- el metabolismo y fisiología. Así como determinar el estado de salud en edad adulta.

La investigación demuestra que incluso se puede acelerar el proceso de envejecimiento biológico. Es decir, hay mayor riesgo de sufrir enfermedades metabólicas, cardiovasculares o neurodegenerativas. Gracias a los relojes epigenéticos, los expertos evalúan si “un individuo es mayor o menor que su edad cronológica,” explica la autora del estudio, Mariona Bustamante.

Muestras de 1.173 menores

El equipo liderado por la investigadora halló por primera vez una asociación entre el exposoma --el conjunto de factores ambientales y de exposición a los que estamos sometidos cada persona-- en edad temprana y la edad epigenética de 1.173 niñas y niños de entre 6 y 11 años.

Los resultados mostraron que el humo del tabaco que proviene de la madre durante el embarazo se asocia con una aceleración en el envejecimiento biológico. Lo mismo sucede con el humo de tabaco de padres fumadores y la presencia de hollín en el domicilio durante la etapa posnatal.

Nuevas políticas de salud

Curiosamente, otras variables se vinculan con la ralentización del envejecimiento. Es el caso de pesticidas orgánicos y  contaminantes orgánicos persistentes. Esto respondería a un mayor consumo de frutas y verduras y su correlación con el índice de masa corporal, según las hipótesis de los investigadores.

Asimismo, los expertos señalan que las modificaciones epigenéticas podrían afectar vías implicadas en la inflamación, la eliminación de toxinas y el ciclo celular, con un impacto posterior en la salud. Por ello, los mismos piden que se establezcan políticas de salud para reducir ciertas exposiciones ambientales y promover un envejecimiento natural desde las primeras etapas de vida.