Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Cámara de fotos Polaroid

Cinco dispositivos que viven una segunda juventud

El auge que está viviendo todo lo retro se ha reflejado en estos cinco dispositivos antiguos que han vuelto al mercado

6 min

Lo vintage está de moda. Cada cierto tiempo florece la nostalgia por lo antiguo, por lo que hace ya décadas que no utilizamos y que deseamos que vuelva a nuestra época para poder disfrutarlos ,como hacíamos en aquellos tiempos. Esto se ha estado comprobando en el mobiliario, en las prendas de vestir, pero también se ha llevado a los dispositivos electrónicos teniendo en este listado una serie de aparatos que en la actualidad viven una segunda juventud. Muchos han sido renovados por completes, pero con el aspecto y la calidad que había por aquel entonces, como sinónimo de gran resistencia en todos los sentidos.

Tocadiscos

Los tocadiscos, también denominados giradiscos, han sido una de las grandes revelaciones de los últimos años. A pesar de que cada vez existen más plataformas de streaming relacionadas con la música y que prometen una calidad de alta fidelidad o HiFi, es increíble como los discos de vinilo han vuelto de nuevo al Mercado. Salen ediciones muy cuidadas, pero también vemos en los rastros de segunda mano a decenas de personas que se paran en los puestos de discos buscando una ganga.

En el mercado actual se pueden encontrar desde giradiscos con tecnología actual y renovada, hasta otros modelos que conservan la apariencia clásica. Los melómanos que aprecian la música en todo su esplendor, no dudan en tener uno de estos dispositivos en su casa, dejan de lado las plataformas como Spotify o Tidal y apuestan por el sonido tan característico de los discos de vinilo.

Dispositivos de karaoke

Cantar en un karaoke se puso muy de moda en los 90, y ahora vuelve a ganar popularidad. Un grupo de amigos, un local y un dispositivo bastaban para cantar juntos canciones de todo tipo, desde las más lentas hasta otras más animadas y bailables. También se usaban los karaokes en la televisión, conecctando un micrófono con cable para iniciar la diversion. 

En la actualidad estos dispositivos, como podemos ver en el comparador Musica 10 se han mejorado y actualizado. De esta manera se pueden conectar de manera sencilla por Bluetooth, sin necesidad de cables. Se trata de una mejora excelente que permite una mayor comodidad. A todo esto se le debe añadir la posibilidad de poner luces de colores y cambiar los modos de voz.

Videojuegos antiguos

Estamos en una generación en la que los videojuegos están en boga, muy diferente quizás de lo que podría ocurrir hace dos décadas, en la que los gamers eran los raritos de la clase. A pesar de que las nuevas generaciones de consolas vienen muy fuertes, con una calidad gráfica impresionante, son muchos los que han devuelto a la vida las consolas y videojuegos antiguos. Es habitual encontrar en el mercado consolas retro que pueden emular los juegos de los 80 y 90, vuelven los 16 bits. 

Lo interesante en estos videojuegos adaptados a las nuevas tecnologías es que pueden verse en cualquier televisor y su funcionamiento y tiempo de carga mínimo.

Dvd portátil

Otro de los dispositivos que están celebrando su segunda juventud son los DVDs portátiles como nos comentan en el portal Vacaciones 10. Se llevan cualquier parte y evitan consumir la batería de los teléfonos móviles. Es cierto, el smartphone le ha quitado mucho espacio a los dispositivos audiovisuals, como los DVD o los reproductores de música.

Sin embargo, la batería siempre es un problema de estos terminales, especialmente para ver películas. Si después quieres comprobar las redes sociales o incluso recibir una llamada importante, puede ser un problema. Además, los DVDs Portátiles tienen la ventaja que podrás volver a disfrutar de tus discos con sus extras, algo que no tendrás con las plataformas de streaming.

Cámaras de fotos Polaroid

Para finalizar, otros dispositivos que ha vuelto a ganar terreno son las cámaras de fotos de Polaroid, aquellas que una vez que pulsabas el botón o disparador, la foto salía impresa. Eso sí, había que moverla un poco para que la tinta secase y se viera la escena. 

Vivimos en un mundo en el que podemos echar mil fotos en una sesión con los amigos, y contamos con decenas de filtros que dan una imagen equivocada de nosotros. En el caso de las cámaras de carrete o Polaroid antiguas, te pensabas bien qué foto tomar y salía tal cual era la escena. Te la quedabas puesto que se trataba de un recuerdo, incluso si tus ojos estaban cerrados o un amigo no se había colocado bien. 

En la actualidad bien es cierto que estos dispositivos se han modernizado. Aún puedes optar por los modelos clásicos, en los que solo tienes que pulsar el botón y se imprimirá la foto, pero también por otras cámaras que cuentan con funciones extras, como almacenar fotografías o aplicar algún que otro filtro.

--

Contenido Patrocinado