Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Tres imágenes de Alain Nicolas, el presunto estafador al que investigan los Mossos / CG

La 'jet set' de Barcelona se organiza contra dos presuntos estafadores

La alta sociedad se conjura para desmontar a Alain Nicolas y su pareja, una excandidata de Vox, tras varios intentos de timo en Lamborghini y Chanel, entre otros

Sara Cid / Ignasi Jorro
10 min

La alta sociedad barcelonesa se está organizando contra lo que percibe como la acción de dos presuntos estafadores. La jet set y boutiques de lujo se han conjurado para desmontar al libanés Alain Nicolas y a su pareja, una catalana que fue candidata de Vox en el pasado. Entre las personas y negocios afectados por los intentos de timo --investigados ahora por los Mossos d'Esquadra-- están la firma de automóviles de lujo Lamborghini y la marca francesa de haute couture Chanel

Lo explican fuentes policiales, que precisan que la policía catalana sigue la pista a la joven pareja desde hace unos meses. Los agentes rastrean al expatriado después de varios intentos de estafa y alguno presuntamente consumado. Preguntados por la cuestión, los Mossos d'Esquadra oficialmente no confirman que haya pesquisas. Otras voces de la policía catalana sí lo hacen e incluso indican que Alain fue detenido por la Policía Nacional en Madrid hace unos meses, pero ha sido liberado. 

Los 'business' de Alain

Alain Nicolas y su novia se instalaron en la Ciudad Condal a mediados del año pasado. Él, que decía haber tenido problemas con su exsocio, se presentó como jugador de una categoría inferior del FC Barcelona, a unos, y como experto en criptomonedas, a otros. Ella, hija de un conocido empresario catalán y amante de la moda, se encargó de introducir al exitoso businessman en el entorno acomodado de su familia. 

Alain Nicolas con la equipación del F. C. Barcelona / FACEBOOK
Alain Nicolas con la equipación del F. C. Barcelona / FACEBOOK

La flor y nata de la sociedad barcelonesa los recibió con los brazos abiertos después de que esta pareja de empresarios jovencísimos y apuestos los convenciera de su solvencia económica haciendo ostentación de una riqueza que en realidad no tenían. Ambos se instalaron en una casa de Sant Cugat valorada en más de dos millones de euros y contrataron servicio doméstico y de seguridad.

Experto en Photoshop

Las fuentes consultadas aseguran que Alain y su novia no solo tenían la intención de no pagar las nóminas de sus empleados, sino que su capacidad de persuasión les sirvió para que estos continuaran trabajando para ellos y les dejaran cuantiosas cantidades de dinero que les permitían mantener su vida de ensueño bajo la falsa promesa de que devolverían hasta el último céntimo. 

“Como su banco era libanés, Alain decía que tenía problemas con las tarjetas de crédito", recuerdan las fuentes consultadas. Obnubilados por su tren de vida y convencidos de su solvencia económica, avanzaban el dinero que él se comprometía a devolver mediante una transferencia bancaria. Alain llegó a enviarles los extractos de las supuestas transacciones. Pero pasaban los días y el dinero nunca llegaba. El castillo de naipes que la joven pareja había construido en Sant Cugat, en una de las zonas más exclusivas de Barcelona, se desvaneció cuando las víctimas descubrieron que los recibos estaban diseñados con Photoshop. En paralelo, la joven pareja intentó lo mismo con destacadas marcas de lujo. 

Lamborghini: "Trató de estafarnos"

¿Cuál es el modus operandi? Según las fuentes consultadas, la pareja actuaría por separado. Alain trataría de hacerse con bienes de alta gama "para su pareja", la joven exaspirante del partido verde, productos que no tendría pensado pagar. También debe dinero en servicios de escolta impagados, entre otros. En algunos casos, el súbdito libanés ha conseguido su propósito "por medio de la labia" y el presunto uso de pasaportes falsos, contactos y transferencias en criptomonedas. 

En otros casos no lo ha conseguido. Como ocurrió con el concesionario oficial de Lamborghini en Barcelona, donde "confirman" que sufrieron un "intento de estafa" por parte de Alain Nicolas. Este trató de encargar un Lamborghini Urus, el 4x4 de la marca automotriz italiana, prometiendo que lo pagaría por transferencia. Aseguró que era para su pareja. Antes, exigió una de las miniaturas de cortesía que se regalan. "Es lo único que se llevó, porque el coche, sin pago, no se entrega", subrayan desde el punto de venta. Eso sí, el joven exigió "una factura proforma", lo que "habitualmente atestigua que has comprado un coche ante Hacienda y otras instancias, cuando no fue así". 

Lamborghini Urus, el modelo que solicitó Alain Nicolas / EUROPA PRESS
Lamborghini Urus, el modelo que solicitó Alain Nicolas / EUROPA PRESS

"Su empresa está en mi casa y yo no le conozco"

Pero es que hay más. Otras empresas reclaman a Nicolas y su pareja productos y servicios que "él jamás ha abonado". La historia de este Pequeño Nicolás es incluso más enrevesada si se tiene en cuenta que su empresa, The Drip Crip, está domiciliada en un principal de la calle Diputació, en el Eixample barcelonés, pese a que allí "nadie le conoce". Lo explica el actual inquilino, otro empresario, que recuerda que "lleva años en el piso --es de su propiedad-- y que jamás había oído hablar de ningún Alain Nicolas". 

"Jamás hasta hace poco", precisa. ¿A qué se refiere? "Hace poco vinieron los Mossos d'Esquadra a mi casa preguntando por esta persona. Yo les expliqué que aquí no vivía nadie como él, y que su empresa, por supuesto, aquí no opera", indica abriendo la puerta a Crónica Global. Hay una empresa en el principal 1º de la calle Diputació, en pleno Gaixample, pero es la de este vecino egipcio que se dedica a la promoción de la enseñanza superior. Ni The Dip Crip está allí ni se sabe nada de ningún libanés. 

"Compró bolsos sin pagarlos"

Una tercera fuente que permanece en el anonimato, como casi todo en este caso por la privacidad que quieren conservar los afectados, corrobora la versión. "Es una persona que engaña haciéndose pasar por un descendiente de un libanés rico. Utiliza un pasaporte falso, diciendo que es francés, cuando no lo es. Promete que pagará las cosas con transferencias que nunca llegan".

Alain Nicolas haciéndose pasar por jugador del F. C. Barcelona / FACEBOOK
Alain Nicolas haciéndose pasar por jugador del F. C. Barcelona / FACEBOOK

Este método, el de los envíos de dinero con decalaje, es el que habría tratado de utilizar Alain Nicolas en Chanel de paseo de Gràcia, junto al flamante hotel Majestic. "Trató de comprar bolsos para su compañera sentimental asegurando que pagaría con transferencia, pero el dinero no llegaba. Él insistió en que necesitaba los artículos. No se los dieron", explican las fuentes consultadas. Este medio ha preguntado físicamente y por correo electrónico a París (Francia) si Chanel Barcelona ha sido víctima de un intento de estafa por parte del joven. La firma no ha respondido a las preguntas. 

Un presunto estafador internacional

La flamante pareja deja rastro allá por donde pasa. En concreto, múltiples pufos que el padre de la joven trata de enmendar. Alain, dicen algunos de los afectados, se acercó a la joven por algún tipo de interés y, a su lado, ha medrado en las artes del engaño

Además de empresario y jugador de fútbol, el joven presuntamente habría estafado a gente de otros países como Francia y Dubái. Existe, de hecho, un perfil de Facebook que alerta sobre las presuntas malas artes del libanés. Lo acusan de “vender entradas falsas para partidos del Barça y calzado deportivo” que nunca llega a través de la tienda online The Concept Marbella. “No intentéis hacer ningún tipo de negocio con este hombre”, alertan en un mensaje acompañado de la foto del joven que ha conseguido irritar a la jet society de Barcelona.

Preguntada por la cuestión, la joven pareja de Alain Nicolas ha asegurado ser "una víctima" del chico, que describe como "estafador", y ha apremiado a este medio a contactar con su abogado.