Menú Buscar
Primeras planas

Un día de furia y Sánchez, pillado otra vez

El soberanismo celebra el 20-S como si los Jordis no estuvieran en la cárcel y Trapero, procesado. Descubierta una cita sin comillas de casi quinientas palabras en el libro de Sánchez

12 min

Primer aniversario del 20-S. ¡Qué noche la de aquel día! Los Jordis y el "major" Trapero se cubrieron de gloria mientras una masa oscilante pensó que la república era eso, una fiesta con actuaciones musicales por un lado y el asedio a una comitiva judicial por otro. Risas y desobediencia. Jordi Sànchez y Jordi Cuixart estuvieron muy ágiles ese día. Controlaban la situación hasta que dejaron de controlarla, sobre las dos de la madrugada. A esas horas, los más recios de entre los alborotadores querían derribar la puerta de la consejería de Economía.

Entre las imágenes de aquel día, la del mosso de paisano agitando un banderín estelado y tomándose fotos al lado de unos coches de la Guardia Civil trinchados por la divertida turbamulta. Había que ver a aquel reportero botando sobre uno de los "jeep" en riguroso directo para TV3. Menudo pedazo de fiesta. Por ahí se pasó a lo largo del día todo el mundo. Hasta Jordi Jané, que ya no era consejero de Interior, se dio una vuelta por la revuelta para ver el ambiente.

Y es que el Govern con Puigdemont a la cabeza llamó a la gente a las barricadas a dos cuartos de una del mediodía en solemne comparecencia en el Palau. No nos rendiremos, ni un pas enrere y tal... En aquellos días de inminente república se acuñó el siniestro cántico de que "els carrers seran sempre nostres" mientras los Mossos se dejaban querer por su público y se paseaban a cuerpo gentil entre palmas y ovaciones. Los piolines flipaban en colores.

En El Confidencial prestan suma atención a la efeméride con un texto cronológico del que destaca, entre otros, el siguiente párrafo: "A las 20:20, lejos de desconvocar la protesta, el líder de la ANC arengó a los concentrados para mantenerla activa. “Que nadie se vaya a casa, será una noche larga e intensa”, proclamó Jordi Sànchez. Para entonces, tras un leve descenso en la mitad del día, volvía a haber frente al Departamento de Economía unas 40.000 personas, según la Guardia Urbana; 60.000, según la Guardia Civil. El propio Sànchez admitiría días después en su declaración en el Tribunal Supremo que, sobre las 22:00, llamó al 'major' de los Mossos d'Esquadra, Josep Lluís Trapero, porque se produjo “un momento de tensión con la policía autonómica”. “¿Eso no lo considera usted violento?”, le preguntó el fiscal. “Fue un acto de resistencia no violenta pero que tiene una conducta firme”, respondió el presidente de la ANC tirando de eufemismos".

Con los Jordis en la cárcel y Trapero procesado y en libertad con medidas cautelares, el soberanismo está encantado con lo que pasó aquel día y se dispone a celebrarlo esta tarde con Quim Torra al frente de la manifestación. La diferencia con el año pasado es que en esta ocasión no habrá guardias civiles ni secretarias judiciales atrincherados en la consejería en plan "Black Hawk Down".

lavanguardia.200En la prensa soberanista, El Nacional entrevista a Albert Puig, jefe de prensa del departamento de Economía, quien responde a las preguntas sin ocultar su identidad, a diferencia de lo que hace en Vilaweb, que publica un artículo muy similar a la entrevista, pero anónimo. Arranca así: "Jo era un treballador del Departament d’Economia, el 20-S. No cal dir noms. I aquell dia em vaig llevar tard perquè acabava molt tard, a la nit. Molt. Feia dies que hi havia un crescendo dramàtic, s’acostava el primer d’octubre i sabíem que havia de passar alguna cosa. Us n’explico els antecedents: els últims temps havien demanat un informe setmanal de despesa. I el fem. Però arriba un moment que ja decidim de no fer-lo i n’informem: ‘No té sentit això, vulnereu la vostra llei d’estabilitat pressupostària; per tant, ja no ho enviem més.’ Llavors, el govern de l’estat reacciona dient: ‘Us intervindrem.’ I sí, sí, aquella matinada del 19 al 20 ens intervenen. Tota la Generalitat intervinguda. Allò és un catacrac. La llum, les factures, Vall d’Hebron, l’aigua de reg… Allò causa un daltabaix aquella matinada i jo vaig a dormir tard. I quan em llevo el dia 20, poso la ràdio i m’assabento que han detingut en Jové, el secretari general de la vice-presidència d’Economia i Hisenda. I el secretari d’Hisenda, també".

El Diario celebra una fecha tan señalada con la filtración de unos mensajes en el canal interno del poder judicial. Algunos magistrados se sueltan el pelo en sus textos entre colegas y llaman "nazis" y "golpistas" a los promotores de la secesión. Puigdemont pide la anulación del proceso, el judicial. Del citado medio: "Algunos de los miembros de la magistratura muestran sin tapujos su animadversión a los miembros del Govern catalán, comparan la situación que se vive en Catalunya con el nazismo y dan vivas al rey y a los cuerpos de seguridad del Estado. Otros magistrados utilizan el chat para hacer llamamientos a la calma, dar su apoyo a los jueces que ejercen en Catalunya o para mostrar disconformidad con su colega Federico Vidal, que tildó de "terroristas uniformados" a los policías del 1-O, y que ha acabado multado por el Poder Judicial y denunciado por la Fiscalía". (...) El foro en el que están vertidos los mensajes es en realidad una lista de distribución de mails a la que están asociadas cientos de cuentas profesionales de jueces y a los grupos autonómicos de los magistrados. Estas listas se utilizan de forma profesional para la organización y coordinación de los juzgados o para difundir información y anuncios relevantes, pero también se forman intercambios de opiniones y discusiones sobre diversos temas".

Alucinante. Jueces que dan vivas al Rey. ¿Qué será lo próximo? ¿Dar vivas a España, al orden y a la Constitución?

Entre tanto, presos y prófugos, junteros y republicanos, junqueristas y pugdemontianos no se ponen de acuerdo sobre la respuesta a la suspensión de los diputados procesados. La cárcel de Lledoners fue ayer algo así como la casa de tócame Roque aneja al Parlament. La Vanguardia advierte de que el Govern está en el aire: "JxCat y ERC, después de la reunión de ayer en Lledoners, se han emplazado a seguir negociando, con la confianza de que el acuerdo sea posible antes del debate de política general. Y es que las dos partes son plenamente conscientes de que “la hipótesis del no acuerdo crearía un escenario de enorme dificultad que pondría en riesgo al Govern”, aunque sobre el papel todos aseguran que “nadie lo quiere”. Un sector de JxCat, a pesar de ello, sería partidario de convocar nuevas elecciones si no se desbloquea la situación de forma relativamente rápida, posibilidad que, de momento, ni el resto de la formación comparte ni mucho menos ERC, que considera que sería una opción “muy inconsciente” que “no solucionaría nada y crearía más inestabilidad”. Y el propio Govern tampoco quiere oír a hablar de elecciones: alguno de los socios, por un lado, estaría dispuesto incluso a asumir el riesgo de gobernar sin mayoría en el caso de que el acuerdo sobre los diputados suspendidos no acabe siendo posible y la misma portavoz, Elsa Artadi, por otro, descartó el martes el aplazamiento del debate de política general por este motivo".

Malas noticias para el presidente Sánchez. El País saca en portada que copió el discurso de un diplomático en el libro que firmó con Ocaña y que es, en sustancia, su tesis. Del diario de Prisa: "El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el economista Carlos Ocaña reproducen en su libro de 2013, sin entrecomillar ni citar la fuente original, párrafos de cinco de las siete páginas de una conferencia que el diplomático español Manuel Cacho pronunció en un simposio de la Universidad Camilo José Cela (UCJC) el 25 de febrero de 2013. En total, citan sin referir 454 palabras. Cacho, actual embajador en Australia, ha confirmado a este periódico que nadie le consultó para usar este material. "Es la primera noticia que tengo", respondió en conversación telefónica. La Moncloa ha asegurado a El País que se trata de "un error involuntario". "Los coautores únicamente pueden lamentar este hecho y comprometer su subsanación en el más breve plazo. En las siguientes ediciones de la obra se incluirá correctamente la cita", precisan. Ocaña, coautor de la obra, no ha querido hacer declaraciones".

Pero no acaba ahí la cosa: "Además de esa conferencia, el libro de Sánchez y Ocaña también echa mano de otros textos ajenos, sin atribuir la fuente ni incluirla en la bibliografía final. Los más destacados, por su extensión, son cinco: un discurso en el pleno del Congreso del entonces ministro Miguel Sebastián (páginas 55 y 56 del libro); una respuesta parlamentaria (página 154 y 156); un informe del Ministerio de Economía (páginas 87 y 88); un teletipo de agencia de un acto oficial (páginas 146 y 147), y un comunicado de prensa del Consejo de Ministros (páginas 57 y 59)".

20 de septiembre, santoral: Adelpreto, Dorimedonte y Eustaquio.