Menú Buscar
 El ya expresidente de la Generalitat, Quim Torra, en el Parlament de Cataluña / EUROPA PRESS

Torra afirma que España “es el enemigo” en el homenaje organizado por los 'indepes' en el Parlament

El expresidente se despide con un discurso incendiario y electoral en el que asegura que el futuro de los catalanes solo tiene dos opciones: represión española o república catalana

4 min

Un debate parlamentario convertido en homenaje al presidente caído. Quim Torra se ha despedido del Parlament con un discurso incendiario y claramente electoral en el que ha asegurado que su "derrocamiento" es consecuencia de la aplicación del "Código Penal del enemigo", en referencia al Estadoy que el futuro de los catalanes solo tiene dos opciones: represión española o república catalana.

El expresidente ha intervenido en un pleno monográfico dedicado a su inhabilitación al que no han acudido los diputados de PSC-Units, que no estaban de acuerdo con la intervención del cesado.

"Cuatro millones de votos tirados"

Torra ya no ha ocupado su escaño y ha entrado en el hemiciclo, en medio de los aplausos de los consejeros del Govern y diputados de JxCat y ERC, solo cuando el presidente de la Cámara catalana le ha autorizado a hacerlo.

El expresidente Quim Torra en su acto de autohomenaje en el Parlament / EP
El expresidente Quim Torra en su acto de autohomenaje en el Parlament / EP

Sostiene el político que su condena supone "más de cuatro millones de votos lanzados al mar, la soberanía pisoteada por un tribunal situado a 600 kilómetros de aquí. Me niego a aceptar el trato represivo, que poner de nuevo la unidad de España por delante de los derechos. Hemos asistido a un nuevo intento de alteración de la voluntad de los catalanes como ocurrió el 1-O", en referencia al referéndum del que mañana se cumple el tercer aniversario. De nuevo, ha pasado de hacer autocrítica

Torra ha instado al Parlament a defenderle hasta el último momento. “Los escaños que ocupáis es voluntad de los ciudadanos. Es el pueblo catalán quien os hace portavoces de su libertad y bienestar frente a un golpe de estado intolerable. Alterar la composición de un Parlamento es un gravísimo ataque a la democracia”, ha dicho.

"Lo que no ganan en las urnas, lo intentan en los tribunales --ha añadido--. Quien tiene un mínimo sentido democrático debe revolverse contra la represión. Nos aplican el Derecho Penal del enemigo y eso deberá ser analizado por los tribunales europeos. Solo allí tendremos un juicio justo. Ni abandono, ni me resigno ni acepto esta destitución". Al respecto, ha dicho Torra, "hacer ver que el poder judicial actúa por su cuenta es un error. Son las cloacas, el espionaje, el comisario Villarejo… es todo un Estado contra Cataluña”.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, en primer plano / EUROPA PRESS
LA ENCUESTA ¿Le parece razonable el sueldo de 122.000 euros para Torra como 'expresident' y la pensión de 92.000?

"Escándalo internacional"

Su condena, ha dicho, es “un escándalo de dimensiones internacionales que pasará factura a la credibilidad del Estado español. Hoy soy yo, mañana será otro. No es posible pensar que en otro país europeo se derroque a un presidente por colgar una pancarta a favor de los derechos humanos. Eso sí, pasa en los regímenes autoritarios, como ha pasado en Turquía, con las pancartas de los abogados”. Aunque estas palabras han llegado casi al mismo tiempo en que la Comisión Europea daba de nuevo un espaldarazo a la justicia española

Torra ha llamado a convertir las elecciones catalanas en otro plebiscito del 1 de octubre, en alusión a ERC, que se resiste a dar esa categoría a los comicios. Con todo, la fecha aún está en el aire.