Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Carles Puigdemont, en el multitudinario mitin del Consell per la República en Perpiñán el 29 de febrero de 2020 / EUROPA PRESS

Puigdemont se autoexige la declaración unilateral de independencia

El Consejo para la República, controlado por el expresidente tras el plante de ERC, exige la reactivación del proceso secesionista y unidad estratégica contra el Estado

4 min

El Consejo para la República (CpR), un gobierno paralelo creado a la medida de Carles Puigdemont, exige a los partidos independentistas traducir el resultado del 14F en una agenda de reactivación del proceso de independencia. Esta debe pasar por "acordar una hoja de ruta compartida" que apueste por el diálogo y negociación con el Estado, por un lado, así como "preparar las condiciones para un ejercicio exitoso de la unilateralidad".

Este órgano está participado únicamente por el entorno del expresidente, después de que ERC se desmarcara del mismo por considerarlo partidista. Puigdemont endurece sus exigencias cuando acaban de arrancar las negociaciones de ERC para formar gobierno. Exigencias que podrían llevar a una repetición electoral si Junts per Catalunya, liderada por el fugado, se enroca en ese desafío unilateral. De hecho, tanto Puigdemont como Laura Borràs han insistido durante la campaña en que, con un 50% de votos independentistas, activarían la DUI (declaración unilateral de independencia).

Preparar la guerra para lograr la paz

A través de un comunicado, el CpR reclama "acordar una hoja de ruta compartida para culminar el proceso iniciado el 1-O en el que la apuesta por el diálogo y negociación con el Estado, por un lado, así como la necesidad de preparar las condiciones para un ejercicio exitoso de la unilateralidad, por otro, se complementen de manera coherente, en la medida en que ambas opciones estratégicas están asumidas en los programas de los principales partidos independentistas y ambas han quedado ratificadas en estas elecciones".

Ante "la necesidad de entendimiento entre las principales fuerzas independentistas que los resultados del domingo", invitan a fortalecer el Consejo "como espacio plural y transversal del independentismo, que debe contribuir poderosamente a este entendimiento estratégico". En este sentido, instan a hacer "frente común de las fuerzas independentistas representadas en las Cortes españolas para incrementar su fuerza en una eventual negociación con el Gobierno del Estado que tenga por objetivo la amnistía y la autodeterminación".

Activismo exterior

Relanzar la acción internacional del independentismo "con base en la legitimidad reforzada que los resultados del 14F suponen de cara a la comunidad internacional, y ratificar el Consejo para la República como actor prioritario de esta acción internacional forman parte de las exigencias de Puigdemont.

El gobierno paralelo del expresidente catalán ha iniciado su propia ronda de contactos con las fuerzas políticas, sociales y civiles catalanas "para mantener un diálogo en torno a la propuesta estratégica para culminar el proceso de independencia recogida en el documento Preparem-nos (Preparémonos), presentado públicamente en el marco de la Asamblea de Representantes Fundacional, celebrada el pasado 19 de diciembre". Al respecto, se ha enviado una carta a los partidos políticos con representación en el Parlament, excepto Vox, invitándoles a celebrar una reunión bilateral durante los próximos días.