Menú Buscar
Imagen de la declaración del eurodiputado esloveno Ivo Vajgl, favorable a algunos de los procesados durante el juicio del 'procés' / EFE

Procesados por el 1-O en el limbo legal tras haber resultado elegidos

Cinco de los 12 acusados serán parlamentarios, cuatro en el Congreso y otro en el Senado, pero no está claro si podrán tomar posesión del acta de su escaño

7 min

La duodécima jornada del juicio del procés ha arrancado con novedades visibles tras las elecciones generales celebradas este domingo, con los procesados Oriol Junqueras (ERC) y Jordi Sànchez (PdeCAT) --como cabezas de lista de sus respectivas formaciones-- así como Josep Rull y Jordi Turull erigidos diputados en el Congreso y Raül Romeva, senador, si bien dentro de la sala donde se lleva a cabo la vista oral todo parecía continuar como siempre. Los candidatos presos han sabido sacar rédito político al juicio durante una campaña en la que han sido continuas, principalmente desde las filas republicadas, las arengas contra lo que consideran una situación de represión y vulneración de derechos en Cataluña.

Los comicios han traspasado en las últimas semanas los muros del Tribunal Supremo --que será el que deba autorizar o no a los acusados para tomar posesión de sus escaños-- y este lunes, durante la trigésimo séptima jornada del juicio por el 1-O, los rostros de unos y otros intentaban no traslucir de forma manifiesta sus impresiones por los resultados. Tampoco los abogados de Vox, Javier Ortega-Smith y Pedro Fernández, quienes se encontraban anoche en la plaza Margaret Thatcher de Madrid para intentar inyectar ánimos en el visible desaliento de sus votantes. Fernández coreó consignas contra Carles Puigdemont durante el acto.

Las defensas estudian fórmulas

Las defensas deben estudiar en próximos días de qué modo articulan que sus patrocinados puedan tomar posesión de sus cargos, algo sobre lo que el Supremo aún no se ha pronunciado. Según sus abogados, los cinco procesados se encontrarían en estos momentos en un limbo difuso por cuanto estarían suspendidos para ejercer en sendas cámaras de acuerdo al artículo 384 bis de la Ley de Enjuiciamiento Criminal al haber sido procesados por rebelión, pero consideran que el hecho de que no hayan sido condenados por este delito invalida la suspensión y no les cierra las puertas a sus pretensiones políticas.

Concurre la circunstancia, además, de que, de darse el caso, tendrían que tomar posesión el 21 de mayo, día en que está previsto que se constituyan el Congreso y el Senado y en el que, además, hay sesión en el Supremo.   

En los pasillos, donde suelen agruparse los letrados de las defensas para comentar los pormenores de la sesión, este lunes había un mayor desperdigamiento. Tan sólo el exconsejero de Empresa Santi Vila y la de Gobernación Meritxell Borràs, que intercambia palabras con su abogado, Xavier Melero, se hacen visibles durante el primer receso de la jornada.  

“Diputado encarcelado”

También las elecciones han tenido resonancias a lo largo de la mañana. De hecho, uno de los testigos que han desfilado ante el tribunal, el alcalde de Prats de Lluçanès por ERC, Isaac Peraire, ha aseverado que vio “a un alto cargo rodeado por la Policía, un diputado en el Congreso encarcelado”, en clara alusión a Junqueras.

Y es que esta semana se han reanudado los interrogatorios a los testigos de las defensas. Mientras que a partir de mañana comenzarán a declarar ciudadanos que participaron en las concentraciones previas al 1-O en aras a demostrar que los episodios de violencia los habrían promovido los agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil--, este lunes están compareciendo varios eurodiputados y, también, cargos municipales independentistas. El propio Peraire ha recordado que se desplazó hasta Les Franqueses del Vallès para mostrar su respaldo “a la familia y la mujer” del exsecretario general de la Consejería de Economía Josep Maria Jové, cuyo domicilio estaba siendo registrado.

"Estuvimos concentrados a las puertas de su casa de forma pacífica. Jové salió por la puerta y se fue con la Guardia Civil. No llegamos a pensar que estaría detenido durante tres días", ha manifestado. Desde ahí acudió después a Economía para participar en las protestas de "reivindicación cívica y pacífica" que estaban teniendo lugar.

Marchena frena a los eurodiputados

En cuanto a los parlamentarios europeos, su declaración ha sido interrumpida en varias ocasiones por el presidente del tribunal, Manuel Marchena, por desbordar el objeto del juicio al lanzar valoraciones sobre la situación política en la que se hallaba Cataluña. Tal ha sido, por ejemplo, el caso de Ivo Vajgl, exministro esloveno de Exteriores, a quien, mientras era interrogado por Andreu van den Eynde, el abogado de Junqueras y Romeva, el magistrado le ha advertido de que ha sido llamado a declarar “no para ofrecer soluciones a un problema político o que no están al alcance del tribunal” y le ha instado a prescindir de este tipo de valoraciones.

Vajgl estaba explicando que Romeva comentó en su día, en Bruselas, que “era normal que los catalanes quisieran expresarse libremente a través del referéndum, como es derecho de cada nación”. “Coincidimos como eurodiputados en 2009. Compartíamos intereses en temas de relaciones internacionales, resolución de conflictos de manera pacífica", ha precisado. “Lo conozco como un fuerte defensor de los derechos humanos y los derechos de la mujer”.

También la eurodiputada portuguesa ha sido apercibida por Marchena: “Tiene que prescindir de la tentación de hacer valoraciones sobre lo que pueda considerarse un conflicto político”. También a preguntas de Van den Eynde, la testigo ha manifestado que Romeva “siempre ha sido un defensor de las soluciones pacíficas y negociadas”.