Menú Buscar
El 'conseller' de Educación de la Generalitat, Josep Bargalló a quien la GAIP ha dado un toque por su falta de transparencia / EP

Nueva bronca del máximo órgano de transparencia a la consejería de Educación

Tras instar un expediente sancionador por ocultar la escolarización en castellano, la Comisión de Garantía de Acceso a la Información Pública reprocha ahora a Bargalló su opacidad con los padres

4 min

La Comisión de Garantía de Acceso a la Información Pública (GAIP), el máximo órgano catalán encargado de velar por la transparencia informativa de las administraciones, ha vuelto a dar un toque de atención a la Consejería de Educación de la Generalitat. GAIP ha dado la razón a la Associacions Federades de Famílies d’Alumnes de Catalunya (aFFaC), entidad a la que el departamento había denegado información sobre alumnos con Necesidades Específicas de Apoyo Educativo (NEAE) con la finalidad de realizar un estudio.

Las críticas a la opacidad de la consejería se ha sabido después de que este mismo órgano instara al consejero Josep Bargalló a sancionar por infracción muy grave a su Secretaría General por no atender la petición de la Asamblea por una Escuela Bilingüe (AEB) sobre los proyectos lingüísticos de los centros educativos concertados.

Desde enero

El pasado mes de enero, el Observatorio de Datos de la aFFaC solicitó al Departamento de Educación el listado de dotaciones de Apoyo Intensivo para la Escolarización (SIEI) de cada centro educativo de Cataluña, ya que se trata de un recurso que contribuye a la escolarización de alumnos con Necesidades Específicas de Apoyo Educativo (NEAE) y, por tanto, representa un indicador clave en el estudio en curso sobre la educación inclusiva.

Ante la negativa constante de la Consejería a facilitar estos datos, argumentando que su publicación podía contribuir a la estigmatización de determinados centros educativos y, por tanto, incrementar la segregación escolar existente, aFFaC presentó una reclamación a la GAIP justificando que se trataba de una información imprescindible para ejercer su labor como grupo de interés en favor de la educación inclusiva en Cataluña.

Acciones para cumplir la resolución

Finalmente, después de casi nueve meses, la GAIP resolvió el pasado 10 de agosto que, efectivamente, el Departamento de Educación tiene la obligación de facilitar a aFFaC la información requerida y establecía que debía hacerlo antes 1 de octubre. Sin embargo, la Administración ha incumplido el plazo establecido para la resolución y no ha facilitado ningún de los datos solicitados.

Ante este hecho, la entidad anuncia que tomará las medidas necesarias ante los organismos pertinentes para hacer cumplir la resolución.

En su resolución, la GAIP puso de relieve que el aFFaC es una entidad que representa los intereses colectivos de las familias y que actúa habitualmente como interlocutora con la Administración Educativa. Además, el organismo puntualizó que, por su trayectoria y argumentación, el aFFaC ha demostrado que su interés no es la elaboración de rankings que puedan provocar la estigmatización de centros educativos sino, por el contrario, contribuir a la defensa de la educación inclusiva y combatir la segregación escolar mediante el análisis del desarrollo del Decreto de educación inclusiva.

Destacadas en Política