Menú Buscar

Marlaska: "La violencia de los CDR es peligrosa"

El ministro de Interior replica a Torra: "Todo ciudadano tiene que aceptar los pronunciamientos judiciales. No cabe nada más"

Fernando Grande-Marlaska, ministro del Interior
10.02.2019 10:22 h.
3 min

Fernando Grande Marlaska rebate las acusaciones del presidente de la Generalitat, Quim Torra, sobre el juicio a los líderes independentistas por el referéndum ilegal del 1-O. El ministro de Interior asegura que los dirigentes del procés tendrán un juicio "justo, independiente e imparcial", al tiempo que se muestra preocupado por otras cuestiones, como la "violencia" de los autodenominados Comités de Defensa de la República (CDR).

"La de los CDR me parece una violencia peligrosa; no la veo creciente, pero eso no quiere decir que no me preocupe una violencia mantenida en el tiempo", asegura Grande-Marlaska en una entrevista al diario ABC.

"Aceptar la Justicia"

Al ser preguntado sobre si los actos de estos grupúsculos están alimentados por la Generalitat o por ciertas declaraciones, el ministro responde que "creo que tanto la Generalitat como el Gobierno central debemos hacer lo posible para erradicar esos actos de violencia con actuaciones coordinadas. Son incompatibles con nuestro estado de Derecho. Ya vale de tanta violencia". Y, sobre la relación de trabajo con los Mossos d'Esquadra, indica que es "muy satisfactoria", aunque "no diría inmejorable".

Respecto al hecho de que Torra haya apuntado que no aceptará el resultado del juicio --ayer mismo volvió a dar por hecho que no será justo ni con garantías--, Grande-Marlaska afirma que "muchas veces las declaraciones no van seguidas de conductas. Todo ciudadano tiene que aceptar los pronunciamientos judiciales. No cabe nada más".

"Marco constitucional"

En opinión del ministro, la actuación del Gobierno ante el conflicto político de los dirigentes catalanes no supone un desgaste, y asegura que "lo que de verdad desgasta es la inacción".

En este sentido, insiste en la voluntad del Gobierno de hallar una "meta común en el marco constitucional" con Cataluña. Y rechaza las acusaciones de que el Gobierno "está arriesgando" al adoptar esta postura, ya que subraya que "la política es siempre esfuerzo, es siempre arriesgar por aunar voluntades", sin apartarse de la ley.

El ministro rechaza las acusaciones de que ha cambiado de discurso respecto al traslado de presos de ETA a cárceles del País Vasco y alrededores, al asegurar que no se trata de beneficios penitenciarios, sino de aplicación de la ley penitenciaria que corresponde una vez que la banda terrorista ya no existe.

¿Quiere hacer un comentario?