Menú Buscar
Jordi Pujol Ferrusola / EFE

Prenafeta y el asesor fiscal de los Pujol declaran como testigos en el juicio contra la familia

El juez De la Mata investiga un montante superior a ocho millones y medio de pesetas que acabaron en una cuenta bancaria en Andorra propiedad de Jordi Pujol Ferrusola

01.04.2019 09:24 h.
3 min

José de la Mata, juez de la Audiencia Nacional que investiga la procedencia de la fortuna de la familia Pujol, ha citado a nuevos testigos para que aporten luz sobre una supuesta comisión ilegal. Los nuevos testigos son Lluís Prenafeta, quien fuera secretario de Presidencia de la Generalitat de Cataluña durante el mandato de Jordi PujolJoan Anton Sánchez Carreté, asesor financiero de la familia, y el empresario Alberto Freixa

El magistrado tutilar del Juzgado Central de Instrucción 5 les ha llamado a declarar hoy para conocer más detalles sobre una comisión de algo más de ocho millones y medio de pesetas --al cambio, unos 51.000 euros--. Esta cantidad habría acabado en una cuenta bancaria andorrana del hijo mayor del expresidente, Jordi Pujol Ferrusola

Transferencias con origen desconocido

El juez De la Mata ha puesto el foco de atención en varias transferencias cuyo origen no ha podido ser identificado por Andbank, la compañía a la que pertenece la cuenta --creada en 1990, cuando la entidad aún era Banca Reig--. La que llama la atención del magistrado fue realizada a fecha 1 de agosto de 1991: esta transferencia refleja un ingreso de 8.532.409 pesetas (51.280 euros) que ha sido "vinculado con una comisión ilícita derivada de la venta de la sede social" del Consorcio General de Leasing (CNL) de la Generalitat, que había tenido lugar apenas unos días antes.

La cuenta en cuestión estuvo activa durante cuatro años durante las que recibió, a través de transferencias e ingresos en efectivo, más de 1.300 millones de pesetas, más de dos millones de dólares y más de siete millones de marcos alemanes. Al cambio, unos 13,2 millones de euros.

Documentación sobre Catalana de Mitjans i Edicio

El orden de declaración previsto comenzará por Freixa, a quien seguirá Prenafeta y, por último, Sánchez Carreté. A este último, además, se le ha requerido la documentación de que disponga en relación con Catalana de Mitjans i Edició, sociedad relacionada con la cuenta que se investiga.

De la Mata explica en el requerimiento que "el día 29 de septiembre de 1991 se emitió un cheque por importe de 9.365.000 pesetas (56.284 euros) que fue cobrado por la sociedad Catalana de Mitjans i Edició, vinculada a Sánchez Carreté. La diferencia entre la cantidad que figura en el cheque y la que finalmente llegó a la cuenta vinculada con Jordi Pujol Ferrusola podría haberse correspondido con pago de comisiones de intermediación a Catalana de Mitjans y Edició".