Menú Buscar
Carme Forcadell sale de la cárcel Mas d'Enric. Políticos presos / TWITTER

Forcadell sale de la cárcel para cuidar a su madre

La expresidenta del Parlament condenada por el Tribunal Supremo disfruta de un permiso penitenciario gracias a la aplicación del artículo 100.2 del reglamento penitenciario

3 min

Carme Forcadell ha abandonado la prisión tarraconense Mas d'Enric en la mañana del lunes 17 de febrero para poder cuidar de su madre. Este es el primer permiso penitenciario que recibe la que fuera presidenta del Parlament en 2017 desde que fuera condenada por el Tribunal Supremo en el juicio del procés.

La política independentista podrá abandonar la cárcel de El Catllar tres días entre semana, con un máximo de nueve horas cada día. Además de hacerse cargo de su progenitora, Forcadell realizará tareas de voluntariado durante el tiempo en el que se encuentre fuera del recinto penitenciario. 

Presos fuera de la cárcel

Forcadell ha podido abandonar la prisión a través de la aplicación del artículo 100.2 del reglamento penitenciario, el mismo que se ha aplicado para permitir que Jordi Cuixart y Jordi Sànchez salgan de la cárcel por segunda vez. El líder de Òmnium Cultural podrá ir a trabajar durante 9,5 horas cinco días a la semana, mientras que el expresidente de la ANC recibe un permiso de once horas al día durante tres jornadas para participar en actividades de voluntariado

Está previsto que los exconsejeros Joaquim Forn y Dolors Bassa también salgan próximamente de Lledoners y Puig de les Basses --respectivamente-- gracias a este artículo. Ambas prisiones aceptaron concederles sendos permisos la semana pasada.

Artículo 100.2 del reglamento penitenciario

El 100.2 lo proponen las juntas de tratamiento de las cárceles y permiten a los reos disfrutar de ciertas horas de libertad para trabajar y/o realizar tareas de voluntariado. Al ser parte del reglamento penitenciario, se aplica de forma automática sin la necesidad de que un juez la active, aunque éste debe recibir una notificación al respecto y ratificar o tumbar la decisión.

Tras recibir la información por parte de la prisión, el juez de vigilancia traslada el expediente a la Fiscalía para que se posicione. En ocasiones anteriores, el ministerio público se ha opuesto a los permisos de Los Jordis, lo que no ha impedido su puesta en libertad.