Menú Buscar
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, en una comparecencia pública la pasada semana / EFE

Colau propone ahora expropiar solares vacíos a partir de 2020

La alcaldesa de Barcelona avanza que se quedará suelo privado para pisos protegidos tras recibir un alud de críticas sobre su política de vivienda

21.08.2018 12:13 h.
4 min

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, propone ahora expropiar solares vacíos a partir de 2020. La primera edil proyecta cambiar el planeamiento urbanístico para que el Ayuntamiento de la Ciudad Condal se quede con los terrenos sin uso en los que construir vivienda pública. El anuncio llega tras un alud de críticas a las política de vivienda del partido de la munícipe, Barcelona en Comú (BComú), y sólo se podría aplicar si la coalición de izquierdas gana las elecciones municipales de 2019.

La declaración de intenciones la ha hecho hoy martes, 21 de agosto, la teniente de alcalde de Urbanismo, Janet Sanz, quien ha concretado que Colau ha firmado un decreto para crear un registro de solares sin edificar. Con este instrumento, el segundo mayor consistorio de España impulsaría un cambio del Plan General Metropolitano (PGM) para extender el derecho de retracto y tanteo a toda la ciudad. Con esta estrategia y siempre según Barcelona en Comú (BComú), el futuro Ejecutivo local del próximo partido que venza en los comicios locales tendría suelo disponible para construir vivienda protegida.

Pelota al próximo mandato

Después de que la oposición afeara a la primera edil que no haya construido 4.000 pisos protegidos, tal y como prometió, la medida anunciada hoy envía la pelota del parque público de pisos al próximo mandato. Según ha detallado Sanz, tras la firma del decreto se deberá extender el derecho de retracto y tanteo a toda la ciudad, una medida que viene aparejada al peaje del 30% en vivienda social para las nuevas promociones que se aprobó inicialmente en comisión municipal el pasado mes de junio.

El proceso no se detendrá aquí. Una vez el Ayuntamiento pueda optar a adquirir solares en toda la ciudad, se activará una cuenta atrás de dos años --a finales de 2020, como pronto-- para los terrenos sin edificar que se encuentren dentro del término municipal de Barcelona. Si no se realizan actuaciones en estas parcelas en el periodo establecido, el consistorio los podrá expropiar y construir vivienda pública. Ello, ha defendido la teniente de alcalde de Urbanismo, lo avala la Ley de Urbanismo de Cataluña.

Rehabilitación obligatoria

La primera estación de esta política pública para "activar los solares" para generar vivienda en Barcelona será en otoño, cuando el gobierno municipal prevé tener completada la radiografía de solares de titularidad privada que están actualmente sin uso. El listado emulará al de otras ciudades, como Valencia. "No puede ser que en Barcelona haya terrenos privados vacíos sin uso y se utilicen a menudo para especular", ha señalado la concejal Janet Sanz.

Dentro del mismo paquete de medidas para poner coto al alza de precios de la vivienda en Barcelona, el Ejecutivo local de Barcelona en Comú avisa de que actuará contra los incumplimiento de las órdenes de ejecución de tareas de rehabilitación y mantenimiento de los inmuebles por motivos de seguridad o patrimoniales. Si no los hacen los propietarios en dos años, los acometerá el propio consistorio, quien después girará la factura al propietario o, si no puede pagar, expropiará el inmueble. La rehabilitación obligatoria del gobierno de Ada Colau dará dos años a los propietarios privados para realizar las labores exigidas por el consistorio.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información