Menú Buscar
Jaume Alonso-Cuevillas, el letrado de Carles Puigdemont / EFE

Alonso-Cuevillas pronostica que España será intervenida y que Puigdemont regresará al Govern

El letrado del expresidente fugado asegura que los independentistas tendrán una ventana de oportunidad para declarar la república cuando Alemania presida la UE

24.02.2019 13:55 h.
6 min

Jaume Alonso-Cuevillas ha compartido sus pronósticos sobre la aplicación de la república catalana en un acto con fieles que se ha celebrado esta semana en Vilafranca del Penedès (Barcelona). El abogado del expresidente de la Generalitat fugado, Carles Puigdemont, ha asegurado que España será intervenida entre el ejercicio en curso y el próximo a raíz de una nueva crisis económica que será muy positiva para los intereses de los secesionistas.

Según sus previsiones, será la deuda pública la que hará caer al Estado. Ha mantenido que la “falta de financiación del Banco Central Europeo” llevará a que el país colapse porque no podrá devolver los casi 40.000 millones de pasivo acumulados. El paro volverá a subir como ocurrió durante la doble recesión de principios de la década, especialmente el juvenil; las “pensiones no se podrán pagar y se deberán bajar”; y se llegará a una “crisis social muy fuerte”.

Intervención de España

“Vienen años muy duros”, ha advertido en la conferencia independentista. Su relato incluye una intervención desde Bruselas del país, como ocurrió con Grecia o Portugal. Ha defendido que será en este momento cuando se brindará una ocasión de oro para los independentistas.

“Cataluña tendrá una oportunidad cuando Alemania presida la UE en el segundo trimestre de 2020”. Alonso-Cuevillas ha señalado que “países importantes” querrán “negociar su deuda a cambio de que Cataluña lo cubra” y pedirán buscar una salida a la crisis política territorial como contraprestación.

Independencia en cinco años

Puigdemont y Torra, dos de los dirigentes del independentismo, durante su charla en un hotel belga que no se dio en la Eurocámara por peligrosa / EFE

Puigdemont y Torra, dos de los dirigentes del independentismo, durante su charla en un hotel belga que no se dio en la Eurocámara por peligrosa / EFE

Según su relato, la independencia catalana será una realidad en cuatro o cinco años, el mismo plazo que se deberá esperar Puigdemont para regresar a Cataluña y recuperar un cargo institucional. El abogado ha asegurado que se convertirá en el primer presidente de la república catalana.

Por todo ello, ha pedido a los independentistas que sean “fuertes”. El letrado ha indicado que los partidos secesionistas deben vencer en las generales, europeas y municipales para “hacer oír nuestra voz en todas partes”. Además de reclamar que el Consejo de la República consiga los dos millones de inscritos a los que ha aspirado desde el momento de su constitución.

Ha avanzado que en breve se lanzará una campaña para sumar más adhesiones a una de las principales vías de financiación de Puigdemont en Waterloo.

Juicio al 1-O

En cuanto al juicio a los líderes del 1-O, ha remarcado que la sentencia ya está dictada y que implicará el delito de “incitación a la rebelión, que serán unos 10 o 12 años de cárcel”. Alonso-Cuevillas ha manifestado que se publicará “en plenas vacaciones para evitar grandes manifestaciones” y que le seguirán “más euro órdenes de extradición” contra los miembros del anterior Govern que se fugaron.

La hoja de ruta que ha desgranado pasa por esperar otros tres años, como mínimo, para que el Tribunal Supremo responda a los recursos de apelación de las defensas y otros tres para que el Tribunal de los Derechos Humanos declare la nulidad del juicio. “Yendo muy bien, estarán en prisión entre seis y ocho años”, ha explicado.

Victoria de la derecha

Ha apostillado que “si gana el trifachito” en las generales --PP, Cs y Vox-- los líderes del procés cumplirán la condena en cárceles madrileñas. Además, en este escenario ha augurado el cierre de TV3, que “el catalán en las escuelas” estará “en peligro” y que los Mossos d’Esquadra se transformarán “en una policía española más”, con “purgas” incluidas para los agentes independentistas.

Con todo, se ha mostrado optimista con el futuro inmediato. “La independencia es irreversible, vendrá mucho antes de lo que pensamos y se piensan ellos”, ha sentenciado.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información