Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El cohete chino Long March 5B el día de su lanzamiento / EP

Los restos de "un cohete chino fuera de control" podrían caer en Madrid este fin de semana

El Pentágono calcula el lugar exacto en el que caerá, aunque la probabilidad de que sea en España es la misma que "ganar un Euromillón"

4 min

Hace varios días que las agencias espaciales de todo el mundo siguen con atención la trayectoria del Long March 5B, un cohete chino "fuera de control" que podría impactar contra la Tierra, según informaron desde el Pentágono. El proyectil se lanzó la semana pasada para empezar la construcción de la nueva estación espacial china, y parte del dispositivo volverá a ingresar en la atmósfera.

La mayoría de los trozos se desintegrarán antes de alcanzar el suelo, pero el problema está en que prevén que alguno de ellos pueda sobrevivir. Una situación que trae de cabeza a los expertos, quienes desconocen el lugar y la fecha exacta del impacto, aunque hay posibilidades de que sea este fin de semana en Madrid.

Misma posibilidad que "el Euromillón"

El Long March 5B es un enorme cohete chino con el que el país asiático trasladó al espacio el primero de los módulos que integrarán la nueva estación espacial china. Después de poner en órbita las instalaciones, parte del dispositivo entrará en la atmósfera y medio mundo trata de calcular exactamente qué lugar correrá el peligro de una lluvia de restos espaciales.

Uno de esos lugares podría ser Madrid, aunque el presidente de la Asociación Astronómica de España, Manuel Gilarte, dijo en La Sexta que la probabilidad es "como la de que te toque el Euromillón". "Lo normal es que se desintegre, y es más probable que impacte contra el mar que en superficie sólida. Solo una pequeña parte podría caer en el suelo, y lo harían potencialmente en zonas alejadas de la actividad humana... como en el océano", zanjó Gilarte.

¿Realidad o "exageración occidental"?

El portavoz de Defensa de los Estados Unidos, Mike Howard, mandó un comunicado en el que aseguró que su departamento estaría muy atento al Long March 5B para conocer "su punto de entrada exacto a la atmósfera de la Tierra", el cual no se podrá calcular "hasta unas horas antes de su reentrada, que se espera alrededor del 8 de mayo". 

Otros lugares sobre los que se ha hablado de un posible impacto de los restos son Sidney, Nueva York, la totalidad de África y Sudamérica o parte de Asia. Mientras, varios analistas chinos señalaron en el Global Times que "la afirmación del Pentágono de que los restos del cohete están volando de regreso fuera de control y pueden causar daños si impactan en áreas habitadas no es más que la exageración occidental de la amenaza de China en el avance de la tecnología espacial".