Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La casa abandona de Burjassot, donde se produjeron las violaciones /EFE

Cristina Seguí, investigada por la difusión del vídeo de las víctimas de la violación en Burjassot

La exdirigente de Vox compartió en sus redes sociales un fragmento en el que se desvelaba la identidad de las niñas

3 min

La Fiscalía Provincial de Valencia ha abierto un expediente de diligencias contra la exdirigente de Vox y presidenta de Gobierna-te, Cristina Seguí. El motivo es por la publicación y la difusión en sus redes sociales de un vídeo en el que aparecen las menores víctimas de una presunta agresión sexual y grupal en Burjassot.

Según ha podido saber Europa Press, Seguí publicó en su cuenta de Twitter y en su canal de Telegram un fragmento en el que se desvelaba la identidad de las niñas de 12 y 13 años supuestamente agredidas sexualmente el 16 de mayo en la localidad valenciana mientras hablaban con una amiga, también menor.

Lo hizo público en sus redes

La exdirigente de Vox difundió el vídeo con un texto en su cuenta de Instagram: "Hey, tías... nos vamos a hacer famosas en la tele. La #NoviolaciónDeBurjassot. Y tenéis derecho a que os cuenten la verdad. A pesar de las amenazas. Aquí lo tenéis de vuelta".

Al parecer, la sección de delitos de odio del ministerio público "ha abierto de oficio la investigación por la publicación de un vídeo de las niñas y por los comentarios que se hicieron al respecto de los hechos", tal y como asegura el medio citado. 

Denuncias

A raíz de ello, la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) ha recibido la denuncia de la FACUA-Consumidores en Acción por la difusión de este vídeo. Según ha informado esta entidad, "en el vídeo se mencionaba el nombre de una de las menores y el primer apellido de otra, aparecía el nombre de usuario en Instagram de una de las víctimas y, durante un momento, podían verse las caras de dos de las niñas que conversaban".

Así las cosas, finalmente cinco menores, de entre 15 y 17 años, fueron arrestados y puestos a disposición de la Fiscalía de Menores por su presunta implicación en la agresión sexual. El ministerio público reclamó el internamiento de cuatro de ellos en régimen cerrado pero el juzgado ordenó su libertad vigilada con órdenes de alejamiento, una decisión recurrida por la Fiscalía.