Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Tensión en 'Aruseros' entre Angie Cárdenas y Tatiana Arús /LASEXTA

Tensión entre Angie Cárdenas y su hija en 'Aruser@s': "¡Estás abriendo el cajón de mierda!"

La joven ha desvelado algunas de esas míticas frases de regañina de madres a hijos que le dedicó su progenitora

3 min

Dicen que la confianza da asco y eso es lo que deben haber pensado los colaboradores y telespectadores de Aruseros ante la insólita escena de este martes, 1 de junio. Justo después de que Alfonso Arús, marido de Angie Cárdenas y padre de Tatiana, diera paso a uno de los vídeos del matinal de la Sexta, la tensión estallaba entre madre e hija.

En el viral aparecía un joven parodiando la mítica regañina de cualquier madre a su hijo que empieza por: "Yo a tu edad...".

Una frase mítica

 "Yo a tu edad trabajaba, pagaba alquiler, subía y bajaba las montañas, cocinaba para 12 hermanos... tú nunca sabrás lo que cuesta la vida", ha continuado. Un discurso que, al parecer, a Tatiana le ha sonado muchísimo y así mismo lo ha hecho saber Arús.

 

 

Vídeo del "rifirrafe" entre Angie y su hija /LASEXTA

El padre de la colaboradora ha destacado que su hija asentía con la cabeza mientras veía el vídeo del joven. "Me ha parecido ver como una cara de aprobación como por parte de Tatiana. Igual alguna vez ha recibido un mensaje parecido", ha destacado el presentador.

"Estás abriendo el cajón de mierda"

Algo a lo que Taty, como así la llaman en su círculo más intimo, ha asegurado: "Alguna frase, como la de 'yo a tu edad tenía tres hijos' sí que me suena y está sería la más light". Atónita ante lo que acaba de escuchar, Angie Cárdenas ha dado réplica a las palabras de su hija: "Estás abriendo el cajón de mierda", le ha espetado la subdirectora de Aruseros, muerta de la risa.

Sea como fuere, lo cierto es que la relación que mantienen madre e hija es excepcional. Prueba de ello es que Tatiana, para el día de la madre, le hizo entrega de su regalo en directo. Además, tan solo basta con echar un vistazo a sus redes sociales para comprobar cómo la joven siente absoluta devoción por su progenitora.