Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Paz Padilla, Anabel Pantoja y Pepi Valladares en 'Sálvame' /TELECINCO

Pepi Valladares machaca a Anabel Pantoja en pleno directo de 'Sálvame'

La exasistenta de Isabel saca los colores a la sobrina de la tonadillera con un "zasca" de los que hacen historia

3 min

Como ya viene siendo costumbre, Anabel Pantoja ha vuelto a ser la auténtica protagonista de una monumental trifulca en Sálvame. Tras su enfrentamiento con Belén Esteban y Sylvia Pantoja, la sobrina de la tonadillera se las ha tenido, y de qué manera, con la exasistenta de la cantante. Pepi Vallades ha logrado sacar de sus casillas a Anabel que no ha dudado en amenazarle con que la va a demandar.

Y es que no nos cabe la menor duda; en el conflicto entre Kiko Rivera e Isabel Pantoja hay un gran beneficiado: el programa de las tardes de Telecinco.

Anabel Pantoja no sabe ni firmar

La que en su día fuera una de las personas de mayor confianza de Isabel Pantoja ha dado a entender que es Anabel quien firmaba los discos de la artista. Tras la acusación, la colaboradora de televisión ha brotado en contra de la extrabajadora. "Yo no sé ni firmar, hago un garabato y ya está" ha confesado la andaluza.

Si bien Valladares continuaba con su duro ataque contra la integrante del clan Pantoja. En un cruce de reproches y acusaciones, la joven sevillana terminaba por amenazar a la mujer que se metió fajos de billetes por las mallas para salvar a su Señora de la Guardia Civil. "Todo esto lo tendrás que demostrar" le soltaba Anabel. Sin embargo, Pepi seguía en sus trece.

La estocada final por parte de Valladares

Lejos de dejarlo aquí, Anabel la ha tachado de oportunista e interesada. Sin embargo, Pepi le ha dado réplica de una manera muy cortante, así como hiriente. "¿Y tú por qué estás ahí? ¿Por tu máster?", le ha espetado. Y es que la sobrina de la tonadillera por no tener no tiene ni el graduado escolar. Un hecho que parece no impedirle embolsarse más de 1500 euros por semana en la cadena de Mediaset.

Por si esto fuera poco, la prima de Kiko Rivera, sabedora de todas las ventajas que le ha proporcionado su apellido, retaba a la trabajadora del hogar diciéndole que se fuera a Supervivientes. Una respuesta que se lo ha puesto en bandeja a Valladares para darle la estocada final. Un "zasca" en toda regla del que todavía la sobrina de se debe estar recuperando. "No, me siento capacitada, pero si fuera no me saldría a los cuatro días", le ha respondido la exasistenta.