Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La presentadora María Patiño / MEDIASET

María Patiño declara la guerra a su nueva enemiga, Rosa Benito

La periodista devuelve las acusaciones a la excuñada de Rocío Jurado que la culpó de la hospitalización de Amador Mohedano

3 min

María Patiño no deja de ganar enemigos. El último es Rosa Benito, quien la culpa de la hospitalización de Amador Mohedano tras una discusión que tuvieron. Lejos de achicarse, la periodista ha emprendido la guerra.

Todo empezó el jueves, cuando la presentadora aseguró que el representante de Rocío Jurado le dijo en una pausa del Deluxe que Ortega Cano daba "mala vida" a su hermana, pero que no era momento de sacar el tema porque su cuñado estaba delicado de salud.

Enfado y hospitalización

El hermano de Rocío Jurado entró en directo hecho una furia y amenazó con demandar a la gallega. Horas más tardes, ya de madrugada, ingresaba en el hospital de Jerez de la Frontera (Cádiz).

Rosa Benito no tiene duda de que el detonante fue enfrentamiento con María Patiño: "Lo que pasó ayer te remueve y te lleva a un ataque de ansiedad enorme. Todo eso llega un momento en el que te puede y pienso que es el detonante".

Diagnóstico distinto

El diagnostico médico, en cambio, es el de una hemorragia estomacal. Cuando se supo, la presentador no tardó en rebajar la tensión con Amador, pero no así con su exesposa que se ha convertido en su nueva enemiga. “Ahora solo quiero que se tome muy en serio las recomendaciones de los médicos”, señalaba este viernes en el Deluxe.

Sus palabras han ido a más este sábado. Como Rosa Benito, condenó que se “manchara” el nombre de La más grande como supuesta víctima de maltrato, Patiño subraya que “ser víctima de violencia de género no implica que una que una mujer tenga que bajar la cabeza. No es ninguna mancha”.

Amenazas

Más allá del matiz, María ha tirado de hemeróteca y ha recordado a Benito “lo que contabas de José Fernando y Gloria Camila” cuando ya su entonces cuñada estaba muerta. Indica, por eso, que "no es el momento" de hablar de ello.

Y para no quedarse sólo con el pasado ha preferido mirar hacia el futuro de su nueva enemiga. “Espero que sigas haciendo televisión que como tú quieres, llena de verdad”, sentencia.