Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Carmina Ordónez junto a Cayetano Rivera y Fran Rivera en una imagen de archivo de 1990 / EP

Encuentran 60 cintas de vídeo de Carmina Ordóñez, Paquirri y sus hijos ¡en la basura!

Un anónimo las rescató hace 30 años frente a una cochera propiedad de Isabel Pantoja y, ahora, se las ha ofrecido a Kiko Hernández

3 min

Una persona anónima se ha puesto en contacto con Kiko Hernández, colaborador de Sálvame, para ofrecerle un material que encontró en la basura hace 30 años. Un hallazgo bomba que el tertuliano anunció a bombo y platillo a lo largo de toda la tarde del jueves 26 de noviembre.

Este nuevo anuncio pone más leña al fuego en el conflicto de Cantora entre Isabel Pantoja y la familia Rivera, y es que lo que encontró este individuo eran 60 cintas de vídeo caseras con imágenes de la niñez de Fran y Cayetano Rivera junto a su madre, Carmina Ordóñez, y Paquirri.

¿Las tiró la propia Isabel Pantoja?

El colaborador de Sálvame esperó hasta el último momento del programa para dirigirse a cámara y revelar una información bomba que le llegó el día anterior a su móvil. Una exclusiva de la que tiene pruebas: "Estoy hablando de 60 cintas de vídeo de Fran y Cayetano Rivera en su niñez con Carmen Ordóñez y Paquirri en todos los escenarios donde podrían recordar cómo eran los viajes que hacían con sus padres".

Según Kiko Hernández, "esas cintas las recoge un señor de un cubo de basura que había enfrente de donde Isabel Pantoja tenía una cochera, en Sevilla", y avisó a los hermanos Rivera de que atendieran a la información que revelaba porque pronto les iba a entregar el material del que hablaba.

Pronto volverán a sus dueños

"30 años después, esta persona se pone en contacto conmigo y me dice 'Kiko, tengo este material'. A esto se le llama tener maldad, todo tirado a la basura para que esos chavales no tuvieran recuerdos", reflexionaba Kiko al dar la información.

Además, concluyó la exclusiva al asegurar que "pronto, Fran y Cayetano las van a tener y ustedes las van a disfrutar". De esta manera, todas las miradas apuntaban a Isabel Pantoja como la autora de los hechos y quien, presuntamente, se habría deshecho de las cintas familiares de los Rivera-Ordóñez.