Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Belén Esteban en una imagen de archivo / EP

Así se encuentra Belén Esteban después de romperse la tibia y el peroné en directo en 'Sálvame'

La colaboradora, dolorida por su lesión y enfadada con su programa, llegaba a su casa sin querer hacer declaraciones sobre su fatal caída

3 min

Belén Esteban vivió este lunes una de sus tardes más complicadas en Sálvame al sufrir una brutal caída en directo poco después de empezar el programa. La colaboradora realizaba junto a Lydia Lozano una de las pruebas de Supervivientes --colgarse de una barra soportando su peso en el aire-- cuando caía al suelo y se fracturaba el pie.

Me he roto el tobillo, me ha chascado, lo he notado!", aseguraba la ex de Jesulín de Ubrique con el tobillo completamente torcido y sin poder contener las lágrimas. Minutos después, la tertuliana era evacuada del plató y trasladada a un hospital madrileño para diagnosticar las consecuencias de su brutal caída.

En el hospital

Tras varios minutos de incertidumbre y preocupación, el programa confirmaba que Belén se había roto la tibia y el peroné y, aunque no deberá pasar por quirófano, esta importante lesión la obligará a permanecer de baja entre seis y ocho semanas --unos dos meses-- para que pueda recuperarse totalmente.

Un inoportuno contratiempo que ha enfadado mucho a la colaboradora, que se negaba a atender al programa a su salida del hospital. Sin dejar de lamentarse por este parón de dos meses cuando tenía importantes proyectos profesionales y personales, Esteban ponía rumbo a su domicilio en Paracuellos.

Fatal caída

Muy seria y sentada en la parte de atrás de un coche con los cristales tintados, la princesa del pueblo daba la callada por respuesta ante las preguntas sobre cómo se encontraba tras su fatal caída y entraba directamente por el garaje de su casa.

Preocupadísimo por su mujer, Miguel Marcos dejaba de trabajar en cuanto se enteraba de la fatal noticia y, muy serio, llegaba a su domicilio conyugal poco después de la brutal caída de Belén en directo para reencontrarse con su mujer y estar a su lado en un momento tan complicado.