Menú Buscar
Una botella de uno de los mejores cavas catalanes con dos copas / UNSPLASH

Los tres mejores cavas catalanes para brindar en Navidad

Los cavas catalanes son todo un clásico y una opción muy recomendable para celebrar las fiestas de Navidad

Juan Antonio Marín
6 min

Cataluña es una región con una larga tradición en la elaboración de vino. Su variado clima, a lo largo de las tres provincias, favorece la creación de distintas regiones vitivinícolas que a su vez acaban germinando en distintas Denominaciones de Origen. Entre las más destacadas se encuentran la zona del Penedés y el Priorat, dos de las fuentes enológicas más importantes de todo el territorio catalán.

La primera de ellas se ubica entre el sur de Barcelona y la provincia de Tarragona. Su zona de cultivo rica en fósforo y potasio la convierte en el lugar ideal para producir el mejor cava del mundo. Aunque también cuentan con una amplia variedad dentro del vino tinto, su fama le llega gracias a sus excelentísimos vinos blancos. El cava, su plato fuerte, es una de las bebidas más icónicas de Cataluña.

Único en su especie

Cava hace referencia a una Denominación de Origen concreta de la comarca, que tiene como sede principal la localidad de Villafranca del Penedès. Aunque la conocida como Región del Cava abarca más de 100 municipios, repartidos entre provincias como Valencia, Badajoz o Navarra, entre muchos otros. Este tipo de vino espumoso se elabora a partir de unas variedades de uva muy concretas, entre las que se encuentran la macabeo, la parellada y el xarel·lo.

El sabor del cava se define gracias a las peculiaridades que cada género es capaz de aportar. Por ejemplo, la macabeo se encarga de dar ese toque de dulzor, mientras que la fuerza en el cuerpo la pone la xarel·lo. Como en la mayoría de los productos gastronómicos, se pueden diferenciar varias gamas en lo que a calidad se refiere. Hay un cava para cada situación que se presente.

Tirando por lo barato

Si lo que se busca es una opción económica que cumpla con unos requisitos de calidad, una de las opciones más sugestivas puede ser el Cava Parxet Brut Reserva. Este vino espumoso, en particular, está elaborado con las variedades macabeo, parellada y pansa blanca. Precisamente es este último género el encargado de aportar el carácter diferencial a dicho producto, perteneciente a la Denominación de Origen de Alella.

Varias botellas de cavas catalanes con sus copas / UNSPLASH
Enfriador con varias botellas de cava y copas / UNSPLASH

El color del cava tiende hacia la palidez y la burbuja es considerablemente fina. Aunque la temperatura ideal a la hora de servirlo debe estar entre los 5 y los 7 grados, en su conservación debe de ser continua situándose siempre entre los 10 y los 15 grados. Las variedades autóctonas, utilizadas para producir este Parxet Brut, se recogen de forma manual durante las jornadas de vendimia. La botella es muy económica y no alcanza los 10 euros.

El grado medio

Un Cava Naveran Perles Roses puede resultar una alternativa ideal a la hora de adquirir un cava. En este caso, este vino espumoso es rosado, lo que quiere decir que se ha elaborado a partir de otra variedad de uva, como puede ser la garnacha. Este tipo de cavas suelen ser ideales para acompañar un buen aperitivo o hasta un plato de carne o pescado. El precio de esta botella ascendería un poco más, situándose alrededor de los 15 euros.

Su producción conlleva una serie de pasos cuidados hasta el mínimo detalle. En primer lugar, la uva se recolecta en una época temprana, ni más ni menos que a principios del mes de agosto. La fermentación a baja temperatura y una crianza de dos años, como mínimo, aportan ese valor que le caracteriza. La sensación en boca es bastante agradable, dejando un buen gusto después de haberlo sido consumido.

Para destacar

A la hora de pasar a un nivel excelente, un buen Gramona Celler Batlle Brut puede resultar la clave del éxito. En este vino la viticultura juega un papel esencial antes de hablar de la producción y la elaboración del espumoso. Desde que se cultiva la uva hasta que la botella ya está lista para servirse, la compañía cuida cada detalle para ofrecer la calidad y el prestigio del que goza la firma.

Todo el proceso, mencionado anteriormente, se lleva a cabo de manera completamente artesanal. Las largas crianzas es otro de los matices que caracterizan a esta especialidad de cava. Hasta más de 120 meses de reposo en rima. Este cava puede conseguirse por un precio que se sitúa en los 49,50 euros.