Menú Buscar
Una foto de archivo de un hombre tomándose un ibuprofeno

El abuso de ibuprofeno provoca infertilidad en los hombres

Los médicos recomiendan reducir el consumo de medicamentos sin prescripción especialmente los de fácil acceso

2 min

Los medicamentos han colaborado al gran avance de la civilización en la mejora de la salud y la esperanza de vida. Muchos son los que recurren a pastillas que no necesitan receta cuando empiezan a sentir los primeros síntomas de una gripe, dolor de cabeza o un constipado. Aun así, en los últimos años muchos los especialistas han recomendado reducir el uso de fármacos. 

Uno de los casos más sonados es el del popular ibuprofeno. Muchos médicos aseguran que es perjudicial para los órganos vitales.Tomarlo en contadas ocasiones no es dañino, pero si se convierte en algo habitual, puede tener graves consecuencias. En el caso de los hombres, puede provocar la pérdida de espermatozoides.

Un estudio realizado por la Universidad de Copenhague, Dinamarca, asegura que el ibuprofeno es una de las causas de la reducción en un 50% de espermatozoides en el esperma en hombres occidentales. Según David Mobjerg Kristensen, autor de la investigación, estos fármacos podrían llegar a tener un impacto muy negativo sobre los testículos.

Afectación a los testículos

Según los mismos científicos, el ibuprofeno puede alterar la producción de hormonas, algo que se puede traducir en un hipogonadismo compensado. Para llegar a dichas conclusiones, el estudio contó con 31 participantes entre 18 y 35 años. La mitad tomaron una dosis moderada de 600 miligramos (una pastilla) mientras que la otra mitad consumió un placebo. 

Tras dos semanas de tratamiento, pudieron comprobar cómo en el cuerpo de aquellos hombres que tomaron el medicamento incrementó la creación de hormonas luteinizantes, las cuales regulan la producción de testosterona. En conclusión, el ibuprofeno había deteriorado el funcionamiento correcto de los testículos. Ingerir de forma continuada estos medicamentos acabaría por disminuir la creación de testosterona, y por lo tanto, dañar la fertilidad.