Menú Buscar
Un ejemplo de un plato de ramen como el de Ramen-ya-hiro/ NaoYuasa EN PIXABAY

La experiencia de comer en el famoso Ramen-ya-hiro

Cerca del metro Verdaguer se encuentra el que, para muchos, es el mejor restaurante de ramen en Barcelona

Noelia Hontoria
5 min

La cocina asiática es una de las más demandadas en los últimos años en todos los países. Sus sabores peculiares y los ingredientes autóctonos hacen de ella una de las gastronomías más ricas y a la vez diferentes del mundo. Entre sus platos, el ramen gana seguidores casi a diario. Esta preparación japonesa de supuesto origen chino, consiste en un caldo con fideos y diferentes acompañamientos. En cada región del país se puede preparar de un modo diferente, al igual que cada restaurante japonés ha podido adaptar la receta a los gustos del país en el que está establecido.

Por lo general, el caldo del ramen está preparado a base de carne, miso y salsa de soja. Como acompañamientos, el cebollino, la carne de cerdo, el alga nori o el huevo son algunos de los más habituales. La clave de un buen ramen radica en el sabor intenso de su caldo, pero también en sus fideos. No vale cualquiera, los fideos clásicos del ramen deben ser largos y rizados, normalmente elaborados con sémola y kasui para que tengan esa textura tan característica.

Una hora de cola para comer ramen

En Barcelona hay muchas y muy buenas opciones de restaurantes para disfrutar de la gastronomía asiática. En los últimos meses, un pequeño establecimiento de ramen se ha coronado entre los más populares: el Ramen-ya-hiro. La clave de su éxito radica en servir auténtico ramen japonés, con cantidades generosas a precios populares. El servicio es rápido, aunque la gran afluencia de gente hace que las colas sean enormes y el local se ateste enseguida.

El tiempo medio de espera es de una hora para aquellos que deseen comer aquí, un poco más si se eligen las horas clave de las cenas, por lo que se recomienda acudir entre 30 y 45 minutos antes de la apertura para garantizar entrar en el primer turno. El local, de pequeñas dimensiones y con las mesas muy juntas entre sí, ofrece comida en terraza, en barra o en sala. La cola para esperar a comer se hace en la calle, por lo que no debe faltar ropa de abrigo en caso de que sea necesario.

Comer en Ramen-ya-hiro

La experiencia de comer en Ramen-ya-hiro, considerado como uno de los mejores restaurantes de ramen de Barcelona, comienza con la mencionada cola. La afluencia diaria de gente deja entrever la calidad de los platos. Aquellos que consiguen acceder en el primer turno, pueden optar por pedir además comida para llevar, una característica del local que no todo el mundo conoce. Tras tomar asiento, el camarero o la camarera ofrece la carta, en la que lo más destacado son las amplias posibilidades para comer ramen.

Se pueden elegir entre diferentes tipos de caldo, con posibilidad de añadir extra de acompañamientos por un pequeño suplemento, de modo que cada ramen puede salir personalizado. Al fondo de la barra se pueden ver enormes ollas con caldos y la máquina para hacer fideos artesanales. Además, para quienes busquen otra opción, también sirven otros platos japoneses, como onigiris y gyozas. El precio medio por persona consumiendo una bebida y un ramen es de entre 12-15 euros.

Plato de Ramen-ya-hiro / POR NOELIA HONTORIA
Plato de Ramen-ya-hiro / POR NOELIA HONTORIA

Ubicación y horario

El famoso Ramen-ya-hiro de Barcelona se encuentra en la calle Girona, 164, en La Dreta de l’Eixample. El metro más cercano es Verdaguer, a apenas 300 metros, aunque a 150 metros hay una parada de autobús a la que se puede llegar con la línea H8. En la zona se encuentran atractivos como la Casa de les Punxes. A menos de un kilómetro aparece la majestuosa Sagrada Familia. Está muy bien ubicado, en una zona tranquila pero bien conectada y cerca de lugares importantes de la ciudad.

En cuanto a su horario, Ramen-ya-hiro en Barcelona abre solamente para el turno de cenas, concretamente, de lunes a sábado de 20.00h a 23.30h. Los domingos permanece cerrado por descanso del personal. Como se comentaba al inicio de este artículo, las colas son una constante, por lo que se recomienda llegar en torno a 45 – 75 minutos antes de la hora a la que se desee empezar a cenar. La gran afluencia de gente a diario avala la calidad de sus platos.