Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Dos tiktokers recomiendan libros en Tik Tok / CD

Esta es la utilidad cultural de Tik Tok que arrasa en la red social de moda

Los usuarios leen libros clásicos, los comentan (y lloran) con el ‘hashtag’ #BookTok

3 min

Si antes Tik Tok se caracterizaba por los challenges o retos de baile, ahora la última tendencia tiene que ver con la literatura. La aplicación de la generación Z se ha convertido también en una especie de club de lectura para los jóvenes. Y es que bajo el hashtag #BookTok los usuarios comparten sus recomendaciones literarias. Algunos, incluso, reaccionan entre lágrimas al terminar de leer dichos libros.

El hashtag cuenta ya con más de 10.000 millones de visualizaciones y se ha convertido en toda una tendencia entre los estadounidenses. Un reportaje de The New York Times descubrió que Éramos mentirosos, de E. Lockhart, fue el detonante de este nuevo challenge. Gracias a las recomendaciones de estos tiktokers, el libro se ha situado en uno de los más vendidos este año, a pesar de que se publicó en 2014.

Nueva tendencia literaria

Estas influencers literarias (en su mayoría son chicas) se han adueñado del trend  (tendencia) y crean todo tipo de contenido literario: recomendaciones de libros clásicos, reacciones a finales inesperados o listas de “libros que hacen que se pare el mundo”. Este es el caso de las hermanas estadounidenses Mireille y Elodie Lee, unas jóvenes de 15 y 13 años respectivamente que en febrero de 2020 crearon la cuenta @alifeofliterature. Con más de 200.000 seguidores, intentan acercar la literatura clásica a las nuevas generaciones.

El aumento de las ventas de La canción de Aquiles, de Madeline Miller, es otro ejemplo de que funciona la promoción literaria en Tik Tok. En este caso, el desencadenante del éxito fue el vídeo viral de Ayman Chaudhary, que llegó a sus más de 180.000 seguidores. En él, la joven empieza con el libro en la mano y termina llorando y gritando al descubrir su final.

Estrategia de las editoriales

Algunas tiktokers incluso han explicado que las editoriales les envían libros gratuitamente para que los compartan y así aumentar sus ventas. Una estrategia que están aprovechando las empresas para reactivar el sector del libro y retomar así la literatura clásica.