Menú Buscar

Semon estudia abrir un nuevo local en la avenida Diagonal de Barcelona

Los hermanos Paulino y Pedro Robles abren una nueva etapa en la marca gourmet de Barcelona tras inaugurar el establecimiento Gregory

Los hermanos Paulino (i) y Pedro (d) Robles, los propietarios de Semon / FOTOMONTAJE DE CG
05.12.2018 00:00 h.
3 min

Semon está inmerso en una nueva etapa. Los hermanos Paulino y Pedro Robles, los extrabajadores que tomaron el control del grupo tras su concurso de acreedores, han impulsado una expansión que ha implicado la recién inauguración del Gregory by Semon y que incluye también un segundo nuevo negocio en la parte sur de la Diagonal.

Este será el objetivo del Invernadero by Semon. El proyecto cuenta por ahora con un local en el que ubicarse, situado en los bajos de la torre PwC. Los responsables del grupo de restauración ya han constituido la sociedad con la que piensan operar el establecimiento, aunque tienen pendiente acabar de dar forma a la propuesta gastronómica.

Propuesta gastronómica

Se da por sentado que la iniciativa reforzará las propuestas de platos para llevar de alta calidad del grupo, señalan fuentes empresariales. Esta definición del local encajaría con las demandas de los trabajadores de las oficinas de la zona. Así como algún pequeño espacio en el que poder consumirlos.

No se espera que la apertura del nuevo local tenga lugar de forma inmediata. Los hermanos Robles están por ahora centrados en rodar el establecimiento que abrieron en noviembre en la plaza Sant Antoni Taumaturg, la ubicación de la emblemática tienda de productos gourmet que fundó la familia Tarrida.

Gregory by Semon

Gregory by Semon está pensado como un restaurante con una carta con precios más asequibles. Ocupa un local de dos plantas en el que se da una importancia destacada a la cocina japonesa. Los comensales también pueden pedir bocadillos calientes o platos de ensalada o pasta.

Esta oferta pretende captar tanto a los vecinos como a los habituales de la zona de ocio que está adyacente a la plaza, con unos conocidos cines y un centro deportivo. Hasta la fecha, no existía en este espacio una fórmula de restauración fast con el toque gastronómico y a unos precios contenidos.

Los Robles han adaptado el negocio a los requisitos de los comensales potenciales. Algo que se espera repetir en el futuro local de la avenida Diagonal.

¿Quiere hacer un comentario?