Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Interior del pabellón del Mobile World Congress (MWC) en la edición cancelada de 2020/ EP

MWC 2021: test negativo para entrar en Fira de Barcelona y repetición cada 72 horas

GSMA gestionará el seguimiento de los participantes a través de una aplicación propia, además de organizar una red de centros sanitarios propios y reestructurar espacios

7 min

El primer Mobile World Congress (MWC) de Barcelona celebrado tras el estallido de la pandemia de coronavirus será el congreso de los test masivos. GSMA, una suerte de patronal del móvil que organiza el evento, ha anunciado que pedirá un “test rápido negativo válido para acceder al recinto” a todos los participantes, unas pruebas que se deberán repetir “cada 72 horas”.

Para organizar este testeo a gran escala, ya que la asistencia esperada es de más de 50.000 personas de todo el mundo, se usará una aplicación propia que se ha diseñado a medida para el evento de la capital catalana. Se trata de un “distintivo digital” que se pondrá en marcha en cuestión de semanas para iniciar el proceso de inscripción, ya que en esta ocasión no habrá acreditaciones físicas. Cabe tener en cuenta que el congreso se celebrará del 28 de junio al 1 de julio en el recinto de Gran Vía de Fira de Barcelona.

Pruebas masivas

También se contará con “múltiples centros de pruebas” donde se realizarán estos test rápidos y donde serán dirigidas todas las personas que participen en el evento tecnológico. “Todas las pruebas serán realizadas por personal cualificado en colaboración con las autoridades sanitarias catalanas”, ha señalado el organizador, que avanza que también se realizarán “controles de temperatura” en unos puntos de acceso que se multiplicarán y que se colocarán 1.300 dispensadores de desinfectante en todo el recinto. Además, será obligatorio usar una “mascarilla FFP2” y “cumplir con los requisitos de distanciamiento social”.

Imagen de un sanitario llevando a cabo un test PCR a una paciente, el sector en el que los recortes son alarmantes según Amnistía Internacional / EFE
Imagen de un sanitario llevando a cabo un test PCR a una paciente / EFE

Al protocolo de pruebas masiva se une una reestructuración de los espacios del MWC. Se han duplicado las entradas y salidas a Fira de Barcelona, se mejorará la ventilación externa con un “nuevo sistema de entrada de aire fresco” y se rediseña la oferta de restauración para “asegurar el distanciamiento social” desde la preparación hasta el consumo. La mejora del recinto de Gran Vía pasa también por estrenar un “nuevo sistema de monitorización” que se unirá a la “gestión activa sobre capacidad y densidad” para minimizar el riesgo de contagio masivo.

Protocolo consensuado

“Hemos trabajado con socios, autoridades sanitarias y profesionales médico para crear un plan que genere confianza en nuestro regreso a los eventos presenciales”, ha señalado el director general de GSMA, John Hoffman, en un comunicado. El año pasado se decidió cancelar el MWC en el último momento por el temor a un contagio masivo, una decisión que fue avalada con el tiempo porque el evento debía celebrarse entre finales de febrero y principios de marzo, justo antes de la explosión de la pandemia y de la declaración del primer estado de alarma en España, el que implicó un confinamiento domiciliario durante meses.

Un año después, Hoffman mantiene que el evento de Barcelona “puede seguir delante de forma segura en persona y con un componente digital online para quienes no puedan asistir”. Señala la experiencia acumulada desde 2006 en organizar macroeventos en la capital catalana como el que tendrá lugar en verano, el “más importante del mundo” en el segmento de la telefonía móvil.

Cuestionario de salud

Las instalaciones médicas de Fira de Barcelona se han mejorado e incorporarán “salas de aislamiento” por si se detecta un posible contagio en el recinto. Contará con más personal médico destinado a realizar “evaluaciones” y capacitado para realizar PCR y pruebas rápidas. Serán ellos los que se deban coordinar “cuando sea necesario” con las autoridades sanitarias de la Generalitat para aplicar los protocolos vigentes ante la confirmación de un positivo. Incluido el “rastreo de contactos pertinentes”.

El recinto de Gran Vía de Fira Barcelona ya está preparada para el MWC 19 / EFE
El recinto de Gran Vía de Fira Barcelona en el MWC 19 / EFE

Todo ello, de forma paralela a la admisión de un “compromiso personal” que deberán asumir todos los asistentes al MWC. Este pasa por “completar un cuestionario de salud” en la aplicación además de cumplir con el resto de medidas, hecho que apunta a que se deberá reconocer si se ha pasado el virus o si se ha recibido alguna vacuna. Es decir, que se disponen de anticuerpos.  

Impacto de la vacunación

GSMA reconoce que es esta inmunización el hecho que “cambia las reglas de juego”. Con todo, aún no se ha superado la pandemia y se pide extremar las precauciones para poder celebrar uno de los congresos más importantes del mundo de forma presencial y con los riesgos mínimos.

Cabe tener en cuenta que la organizadora acaba de celebrar el primer MWC de Shanghái postpandemico con éxito. “El apoyo de socios, expositores, junta directiva y empresas locales ha sido alentador, todos han contribuido a crear un entorno seguro”, ha señalado el director general de GSMA, Mats Granryd, en el mismo comunicado.

Evento muy esperado

La celebración del MWC de Barcelona será un balón de oxígeno para dos sectores que están hundidos por las restricciones para frenar el Covid, los hoteleros y la restauración. También será un revulsivo para los servicios generales de la ciudad, por lo que se espera como agua de mayo. Faltan algo más de tres meses para su celebración.