Menú Buscar

El Gobierno prohíbe por ley despedir durante la crisis del coronavirus

El Ejecutivo recuerda que ya se ha dado a las empresas un mecanismo excepcional como son los ERTE para realizar ajustes temporales mientras dure la epidemia

3 min

El Gobierno español ha decido prohibir los despidos durante la crisis del coronavirus, según ha anunciado la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, tras la reunión del Consejo de Ministros de este viernes.

"No se puede utilizar el Covid-19 para despedir", ha advertido. La prohibición, sin efecto retroactivo, es desde este viernes.

En concreto, el Consejo de Ministros ha aprobado prohibir por ley el despido por fuerza mayor y por causas económicas, organizativas, técnicas y de producción.

Mecanismo legal y fraudes

La ministra ha explicado que esta prohibición se implanta porque ya se ha dado a las empresas un mecanismo excepcional como son los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) para realizar los ajustes temporales pertinentes mientras dure la actual crisis sanitaria sin destruir puestos de trabajo.

El Consejo de Ministros también ha aprobado revisar de oficio todos los ERTE que se están aprobando estos días para que, si se observa algún tipo de fraude, obligar a las empresas a devolver "hasta el último céntimo de euro" del que se hayan beneficiado, incluyendo las prestaciones por desempleo de los trabajadores afectados.

Los contratos temporales no expiran

Junto a esta medida, el Gobierno también ha decidido que los contratos temporales, incluidos los formativos, de relevo e interinidad, se mantengan vigentes hasta que se acabe la actual crisis sanitaria, que mantiene a la población española confinada debido al estado de alarma decretado por el Ejecutivo hace dos semanas.

"No hay que extinguir los contratos temporales, éstos se interrumpen y continuarán cuando pasemos la crisis sanitaria", ha explicado la ministra. "No es necesario despedir a nadie en nuestro país. No se va a dejar a nadie atrás", ha añadido.

Trámites

El Gobierno, asimismo, ha acordado concretar los mecanismos para que la prestación de desempleo se solicite directamente por parte del empresario que haya tramitado el ERTE, hecho que agilizará los trámites para que los trabajadores puedan cobrar lo antes posible. Para ello, se habilitará un formulario que las empresas deberán rellenar con los datos de los trabajadores y lo enviarán al Servicio Público de Empleo (SEPE).

Díaz ha indicado que también tienen derecho a esta prestación quienes no hayan cotizado lo suficiente a la Seguridad Social.

Al ser preguntada sobre la petición de los empresarios de suprimir la condición de mantener el empleo durante seis meses después del ERTE, Díaz ha indicado que la legislación que regula los expedientes temporales de empleo exige normalmente el mantenimiento de los puestos de trabajo durante un año, mientras que ahora se pide sólo seis meses.