Menú Buscar
Unos turistas buscan un piso de alquiler vacacional, en una imagen de archivo / EFE

Competencia recurre las normas que limitan los pisos turísticos en Madrid, Bilbao y San Sebastián

La CNMC considera que las regulaciones “perjudican a los usuarios” y que son contrarias a la competencia

07.08.2018 13:15 h.
3 min

Golpe a las normativas municipales que limitan los pisos turísticos en Madrid, Bilbao y San Sebastián. La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha recurrido este martes las regulaciones de estos tres ayuntamientos para evitar la proliferación de viviendas de alquiler vacacional. Considera que son contrarias a la competencia y que “perjudican a los consumidores y usuarios”.

Las medidas establecidas en estas tres ciudades “impiden la entrada de nuevos operadores y consolidar” los ya existentes. Según Competencia, esto podría resultar en un aumento de precios de los alojamientos turísticos, además de “reducir la calidad, la inversión y la innovación”. El organismo añade que ninguno de los tres ayuntamientos han especificado cuáles son los objetivos de interés general al aplicar estas normas.

Las restricciones

Competencia se refiere a las normativas urbanísticas aprobadas en las tres ciudades y que afectan a los apartamentos turísticos. En Madrid, se exige licencia para el alquiler turístico. En algunas zonas, no se otorgarán nuevos permisos en un periodo mínimo de un año, que puede ampliarse a dos.

En Bilbao y San Sebastián, la nueva normativa indica que solo pueden ser viviendas vacacionales las plantas bajas o primeros pisos. También lo pueden ser plantas más altas si tienen un acceso directo a la calle. En Bilbao, además, la oferta máxima de habitaciones por vivienda es de tres y se exigen licencias. En algunas zonas del centro de San Sebastián, está prohibido añadir nuevos alojamientos turísticos a la oferta.

El ayuntamiento de la capital, dirigido por Manuela Carmena, asegura que el objetivo de las medidas aprobadas el 27 de julio es “preservar el uso residencial en el centro urbano y frenar la tendencia de convertir el uso residencial permanente en hospedaje temporal exclusivamente para turistas”. En concreto, quieren evitar la “concentración” de la presión turístico en los barrios más castigados por la masificación.

Primer aviso

Es por estas razones que la CNMC ha decidido impugnarlas ante la Justicia. Argumentan que habían enviado requerimientos a los consistorios de Madrid, Bilbao y San Sebastián para que justificaran las limitaciones o que las anularan directamente. Con esto, pretendían “evitar tener que recurrir ante los tribunales”.

El Ayuntamiento de Bilbao ha recordado este martes que el pleno del 31 de mayo rechazó por unanimidad la petición de la CNMC de anular la normativa. La Autoridad Vasca de la Competencia admitió recientemente la necesidad de regular las viviendas particulares destinadas a la actividad turística, aunque no aclaró qué administración debía ocuparse de hacerlo.