Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un operario repara un cajero vandalizado y quemado durante los disturbios por Pablo Hasél / EFE

Los comerciantes de Barcelona alertan de que "el país se va de las manos"

Los 'botiguers' de la Ciudad Condal advierten del "salto cualitativo" que supone que los radicales ataquen una comisaría, "algo no visto ni en París ni en Holanda"

4 min

Los comerciantes dan la voz de alarma: "El país se va de las manos". Lo ha dicho la Asociación de Comerciantes del paseo de Gràcia, que se libró ayer de los saqueos del fin de semana anterior, pero que vio como los radicales por Pablo Hasél desataban su ira contra los negocios de plaza Catalunya y la comisaría de la Guardia Urbana de las Ramblas. Ello, avisan, supone un "salto cualitativo". 

En una nota, los botiguers han advertido de que los graves altercados que tuvieron lugar tras una marcha en defensa del rapero generan un "riesgo de que el país se nos vaya de las manos". La asociación recuerda que "nunca se había dado el asalto a una comisaría de la policía, ni en los disturbios de París ni en los de Eindhoven (Holanda) de hace un mes. En ningún sitio de Europa se ha atacado una comisaría". En Cataluña ha ocurrido tres veces en escasos días, dos en la de Guardia Urbana de las Ramblas y una vez en la de Mossos d'Esquadra de Vic (Barcelona). 

"Se ha vuelto un problema serio"

La organización comercial que preside Luis Sans, y que agrupa a 180 comercios del paseo de Gràcia y alrededores, asegura que "no es menor poner a la policía en el lado de los ataques --en referencia a la voluntad de los independentistas de cambiar el modelo policial-- y no en el de la solución". 

"O nos lo tomamos en serio o el país se nos va de las manos y aquí nos haremos daño. Esto se ha vuelto un problema serio", ha valorado el comerciante. Sans ha subrayado que la imagen de las algaradas en Barcelona contrasta con las terrazas llenas en otras partes de España. "¿Qué pasa, allí no están preocupados? ¿No tienen crisis por la pandemia? ¿No están hartos de la situación?", se ha preguntado el negociante. 

El Gremi d'Hotels ve "pasividad"

Las palabras de la Asociación de Comerciantes del paseo de Gràcia llegan horas después de que el Gremi d'Hotels de Barcelona emitiera un duro comunicado que denunciaba la actitud "pasiva y ambigua" de algunas Administraciones con la violencia callejera. Tras el ataque de ayer contra el hotel NH Calderón, de la gama Collection de la cadena, el gremio pidió "responsabilidades políticas" para atajar el vandalismo. 

La organización empresarial que preside Eduard Torres envió su apoyo a los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado y a los equipos de emergencia. Su crítica se centró en las instituciones, incapaces según ellos de "garantizar la seguridad de los ciudadanos y del tejido empresarial". 

Destacadas en Business