Otro circuito ‘ruinoso’: el Ricardo Tormo de Cheste

La empresa que gestiona la infraestructura reconoce unas pérdidas cercanas a los 10 millones de euros en el capital social

Imagen de archivo del Circuito Ricardo Tormo de Cheste (Comunidad Valenciana) / CG
21.02.2017 00:00 h.
4 min

Organizar premios deportivos del motor no es precisamente un negocio redondo. Ningún circuito homologado de Europa tiene las cuentas saneadas. En España, hay cuatro trazados en la primera categoría: Jerez, MotorLand Aragón (Alcañiz, Teruel), Catalunya-Montmeló (Barcelona) y Ricardo Tormo de Cheste (Comunidad Valenciana). La holding de este último, Circuito del Motor y Promoción Deportiva, ha reconocido este febrero unas pérdidas de 9,91 millones de euros.

Lo ha hecho a través de una operación societaria. Ha reducido capital en este importe mediante la amortización de 8.786 acciones. Tras “restablecer el equilibrio entre el capital social y el patrimonio neto de la sociedad”, tal y como informó al Registro Mercantil, se queda con unos fondos de 9,86 millones que le aseguran su continuidad.

Decisión de 2015

Sus portavoces indican que los números rojos que han aflorado responden a una decisión que se tomó en 2015. El consejo de administración de la pista valenciana aprobó en marzo de ese año repercutir los pasivos que habían acumulado hasta la fecha en la estructura societaria.

El retraso en la ejecución está relacionado con la burocracia que impone la gestión pública de la infraestructura. El Gobierno de la Comunidad Valenciana disponía de seis meses a partir de esa fecha para ratificarla. Se le pasó el plazo y los gestores del circuito reiniciaron el proceso.

Cambio de Gobierno en Valencia

Cabe tener en cuenta que Ximo Puig (PSV) alcanzó la presidencia de la Generalitat con el apoyo de Mònica Oltra (Compromís) en junio de 2015. Hasta ese momento, estaba al frente del Ejecutivo Alberto Fabra (PP). El retraso en la aprobación coincidió con un momento político de impasse en la comunidad, a pesar de que los interlocutores del circuito niegan que haya influido.

A partir de ese momento, se auditaron de nuevo las cuentas de la holding. El balance económico actualizado se cerró en junio de 2016 y, finalmente, el Consell dio el visto bueno a la reducción del capital el pasado 23 de diciembre.

Pérdidas de los últimos años

Cheste facturó más de 8 millones de euros en 2015 y cerró con unas pérdidas de 5,7 millones. El año anterior, había generado una cifra de negocio de 7,1 millones y unos números rojos de poco más de 5 millones.

Estas cifras negativas están lejos de los 64,2 millones que presentó al cierre de 2012, el peor año de la sociedad. En contrapunte, fue el mejor en facturación al alcanzar los 11,2 millones netos según la información presentada en el Registro Mercantil. Se llegó a especular con su cierre.

Ocupación del 88%

Esta realidad se ha superado. El equipo directivo encabezado por Gonzalo Gobert (está al frente de la infraestructura desde 2012) ha cerrado 2016 con una ocupación de la pista del 88%, indican sus portavoces.

Se renovó a finales de 2016 el contrato con Dorna, empresa organizadora del Mundial de Motociclismo, y se organizan otras carreras como las de vehículos clásicos. A principios de abril, acogerá por cuarto año consecutivo el premio de la Nascar europea --se considera el mejor circuito del continente-- y Ferrari regresará con su Challenge en la segunda mitad del año.

La consigna actual es impulsar sólo eventos que no requieran el pago de un canon. Se organizan de forma interna desde el equipo del circuito. Es una empresa pública deficitaria, pero proyecta de forma internacional a la Comunidad Valenciana en su sector. Sus gestores intentan que este equilibrio sea sostenible. 

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información