Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Antonio Brufau, presidente de Repsol / EFE

Brufau: “La transición peligra por la excesiva dependencia energética europea”

El presidente de Repsol reclama a los políticos “menos ideología y más pragmatismos” y que apuesten por la neutralidad tecnológica y la industria

4 min

La invasión rusa de Ucrania ha llevado al primer plano la excesiva dependencia energética de Europa, un factor relevante que incluso podría hacer descarrilar el proceso de transición hacia una economía neutra por completo en carbono. Un temor que ha expresado Antonio Brufau, presidente de Repsol, una de las compañías más implicadas en este proceso y que ha liderado esta apuesta desde el sector de los combustibles fósiles

Durante la junta de accionistas de la compañía, Brufau ha insistido en que la invasión rusa de Ucrania, que ha condenado con firmeza, ha dejado al descubierto algunas debilidades y errores de Europa, entre los que ha destacado la dependencia energética y la débil apuesta por la industria.

Globalización rota 

“Son tiempos de menos ideologías y más pragmatismo”, ha reclamado el presidente de la energética, que además ha considerado un error el hecho de que el Viejo Continente pretenda liderar el proceso de  descarbonización de la economía en todo el mundo. “Europa supone el 25% del PIB mundial pero sólo el 8% de las emisiones. No debe creerse el líder de la transición; lo que tiene que hacer es liderar la tecnología, tiene que aprovechar la cantidad de tecnólogos que tiene”.

Para el presidente de Repsol, el escenario planteado a raíz del conflicto bélico puede hacer descarrilar la transición energética. “Se ha roto el principio de la globalización y ahora va a haber un gran enfrentamiento entre los bloques; la prioridad será determinar de quién nos aprovisionamos de energía porque Europa no dispone de energía propia ni de materias primas minerales”. 

Errores de Europa

En un discurso crítico con la política energética liderada por Europa, Brufau ha considerado un error la apuesta practicante en exclusiva por la electrificación. “Tenemos los combustibles bajos en carbono, los sintéticos, la economía circular… todo eso tiene que estar encima de la mesa”.

El presidente de Repsol también hizo hincapié en estrategias como la prohibición del ‘fracking’ en el Viejo Continente “cuando ahora, como consecuencia de la guerra, importamos gas de EEUU que se obtiene con esta práctica. ¿Qué bien hacemos por el planeta con esto?”.

El papel del crudo y el gas

Brufau ha hecho hincapié en la oportunidad que puede suponer el actual escenario para replantear la idea de un mercado único energético. “La guerra ha unido a toda Europa, especialmente en materias como la Defensa. Nos gustaría que ocurriera lo mismo con la energía”.

Además, el veterano dirigente también ha insistido en el papel relevante que representará tanto el gas como el petróleo en el proceso de transición energética. “La descarbonización vendrá de una reducción progresiva de los combustibles fósiles pero van a tener su importancia. Si alguien piensa que el petróleo y el gas no van a tener peso el mix durante los próximos años, se equivoca”.