Menú Buscar

El asesor fiscal de los Alcántara salpica a la Reina, Aznar y al propio Montoro

A la Princesa Leonor le gusta el fútbol, el aroma cubano de los palcos, el bullicio. Ha salido más Borbón que Ortiz. El 'Hola' constata en su portada que la naturaleza sigue su curso: "Leonor se hace mayor"

Pablo Planas
5 min

Hacienda no comprende a los artistas, gentes de costumbres irregulares, trabajadores de la noche, cómicos, cantantes y equilibristas. Con igual facilidad se les envidia cuando asoman por la alfombra roja que se les condena al olvido. Un día ricos y famosos y casi toda la vida juguetes rotos, como los deportistas varados en el último minuto.

España es un país cruel abundante en moscas cojoneras y moralistas de barra americana. Ciudadanos de pulgar roto en el circo romano que se solazan con la desgracia ajena. Filón inagotable de consultores, "setciències" y "milhomes". Y Hacienda es la Santa Inquisición con un Montoro que da el tipo vampiro del Torquemada de la leyenda negra. Lo cantaba Javier Krahe, la hoguera tiene un qué sé yo que sólo tiene la hoguera.

Hablando de asesores, estafadores, comediantes e inquisidores, resulta que el fiscalista de los Alcántara es el marido de una distinguida integrante del selecto club #compiyogui. O sea de una amiga de Doña Letizia, la Reina. Lo destapa Ana Romero en una crónica de El Español: "¿Desagradable coincidencia o simple y llana mala suerte? El director del bufete Nummaria, Fernando Peña Álvarez, huido desde la semana pasada de la Justicia española, es el marido de Almudena Bermejo, una de las íntimas amigas de la reina Letizia. Peña Álvarez, un conocido asesor fiscal y financiero de Madrid, es el cerebro del despacho que presuntamente ayudaba a Imanol Arias y a Ana Duato a defraudar a Hacienda".

"Nummaria". Tomen nota y hagan su negocio más competitivo. Gestión integral y asistencia jurídica, asesoría contable e impuestos generales. Según la nota de Romero, Fernando Peña es el Messi de las declaraciones de impuestos. Ahí va el currículo sucinto: "Fernando Peña Álvarez, de 66 años, es inspector de Hacienda de formación (número uno de su promoción) pero ejerce profesionalmente el derecho y la asesoría desde hace tres décadas. Tiene varios artículos publicados en El País y fue preparador del ex presidente José María Aznar y del actual ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro".

El mundo es un pañuelo y Peña se supone que está en Adís Abeba, donde le sorprendieron las detenciones de tres de sus colegas. De Arias se presume que ha defraudado 317.356 euros en 2010; 515.884 en 2011; 317.339 en 2013; y 497.046 2014. O sea, 1.647.625 euros. En cuanto a Ana Duato, las pesquisas apuntan al escamoteo de 141.440 euros en 2010; 311.370 en 2011; y 341.578 en 2012. Un total de 794.388 euros.

Al preparador de oposiciones de Aznar y Montoro que le busquen en Etiopía y se ruede un capítulo de "Cuéntame cómo pasó" sobre la historia del fraude fiscal en España, de Lola Flores a Montserrat Caballé, de la Torroja a la Pantoja. Víctimas de la voracidad recaudadora de Hacienda, ya gobiernen tirios o troyanos. ¿Contra quién irán ahora? ¿Ebanistas? ¿Fontaneros? ¿Periodistas? Al gran inquisidor no le tiembla el pulso y le mete un paquete a quien haga falta, Aznar incluido por negarle el saludo a su jefe Rajoy. Vueltas que da la vida. Hace unos años todo hubiera sido al revés.

El fútbol está de moda. El Rey se lleva a las niñas al estadio para espanto de la Reina. A la mayor, Leonor, la ha hecho del Atlético. La menor, Sofía, es del Real. O al revés. Madrid es la capital del balón y el Hola, siempre sensible a los humores de las testas coronadas, constata en su portada que "Leonor se hace mayor". Le gusta el fútbol. La niña borbonea como su prima Victoria Federica de Marichalar, a la que le molan los toros.

Como consecuencia de la popularidad del deprte rey, la edición digital del BOE del cuore parece el Marca. Sergio Ramos y Pilar Rubio han compartido en Instagram la fiesta de cumpleaños de su niño de dos años. Tendrá pesadillas toda su vida. Dani Alves y su novia Joana Sanz han mostrado las fotos del día más loco del lateral, con sesión de "paintball". No faltan Neymar, también señalado por Hacienda, ni Adriano, otro que tal. Iker Casillas y Sara Carbonero no se mudan a Miami y Cristiano Ronaldo se deja ver en el tenis. Conclusión, los futbolistas se pegan la vida padre. Mucho hablar de sufrimiento pero están todo el día gozando. Aquí sólo sufren los guardiolistas que ahora se declaran cholistas. Mucho postureo es lo que hay.

Jaime Bayly explica los pormenores e intimidades de su vida. Su último artículo da para un reality titulado “Padres, hijas y viceversa”.